Diario Sur

Pérez de la Fuente no responsabiliza al Ayuntamiento de los retrasos que hubo en Art Natura

El jefe del Departamento de Arquitectura y Urbanismo de la Gerencia Municipal de Urbanismo, Javier Pérez de la Fuente, compareció ayer en una nueva sesión de la comisión de investigación sobre el fallido proyecto de Art Natura o museo de las Gemas en el Ayuntamiento de Málaga y afirmó que durante la obra «se aceptaban las modificaciones posibles y razonables», pero advirtió de que «se planteaban cosas que no lo eran». Además, sobre la responsabilidad en relación con los retrasos, indicó que «no achacaría ninguna al Ayuntamiento», considerando que los mismos fueron, entre otros, «debido al micropilotaje y a las continuas modificaciones planteadas».

«Hubo una cosa que no era habitual en comparación con otros proyectos», dijo, en relación con «los cambios de criterio durante la obra; el estar cambiado sobre lo ya cambiado», explicó Pérez de la Fuente, quien incidió en que le parece «lícito» plantear esas actuaciones, al igual que «me parece de deber público decir que no». En concreto, detalló que «los cambios y peticiones fueron continuos y están documentados: más de 40 peticiones la largo de la obra».

Sobre las polémicas obras de micropilotaje que se hicieron en el edificio, que fueron las que retrasaron, entre otras, 14 meses la construcción y que costaron unos cuatro millones, De la Fuente defendió la actuación. Así, indicó que «no siempre en construcción hay una solución única», por lo que «tomamos decisiones pensando que es la mejor de las posibles».

Otro de los temas planteados, en este caso por la portavoz socialista en el Ayuntamiento, Mari Carmen Moreno, fue la vivienda construida en el edificio de Tabacalera para uso exclusivo de los promotores privados. Al respecto, De la Fuente reiteró que se trataba «de alojamientos temporales para investigadores», afirmando que esta propuesta «estaba recogida en el proyecto básico».