Diario Sur

La Junta presentará la próxima semana el recurso contra el embargo del edificio de Correos

Ruiz Espejo y Bendodo dialogaron ayer, cara a cara, sobre el embargo del edificio de Correos.
Ruiz Espejo y Bendodo dialogaron ayer, cara a cara, sobre el embargo del edificio de Correos. / Salvador Salas
  • La administración andaluza argumentará con documentación que parte de los recibos impagados reclamados no son suyos

La Junta de Andalucía presentará la próxima semana el recurso de reposición contra el embargo del edificio de Correos decretado por el Patronato Provincial de Recaudación, dependiente de la Diputación, para hacer frente a la deuda que la administración autonómica mantiene con 74 municipios por valor de 8,7 millones de euros, según confirmaron ayer fuentes de ejecutivo regional.

Los técnicos provinciales de la Delegación de Hacienda y los servicios jurídicos de la Junta trabajan en estos días a contrarreloj para ultimar el documento. En el mismo, añadieron las fuentes, la administración andaluza argumentará que una parte de los recibos impagados –son un total de 8.200–, especialmente los referentes a impuestos y tasas, hacen referencias a bienes que no son de su titularidad y recordaron que así se recogía en las alegaciones que presentaron a las reclamaciones efectuadas en junio y julio por el Patronato Provincial de Recaudación.

A este respecto, las fuentes detallaron, por ejemplo, que en el caso de Canillas de Aceituno se les está reclamando el IBI de un terreno que se corresponde con una carretera de la que es titular la Diputación, o que se les está reclamando el Impuesto de Bienes Inmuebles de colegios que son titularidad de los municipios, o los recibos de casillas de peones camineros que no son de la Junta. Añadieron que se están depurando los recibos e insistieron en que aquellos que sean de su competencia serán abonados.

Mano tendida de Diputación

De este asunto tuvieron oportunidad de dialogar ayer cara a cara el delegado de la Junta en Málaga, José Luis Ruiz Espejo, y el presidente de la Diputación, Elías Bendodo, antes de la inauguración del foro Futuro en Español, iniciativa del grupo Vocento –al que pertenece SUR– y CAF-Banco de Desarrollo de América Latina, celebrado en el Museo Ruso.

En ese breve encuentro, según reconocieron ambas partes, Bendodo tendió la mano a Ruiz Espejo para abrir una vía de negociación político-institucional que, respetando los trámites administrativos, encuentre una solución. En este sentido, el presidente de la Diputación anunció al delegado de la Junta una próxima llamada del presidente del Patronato de Recaudación Provincial, Francisco Salado, para buscar la salida a un hecho que ha abierto una brecha de desconfianza entre ambas administraciones. Desde la Junta, las fuentes consultadas confirmaron que a última hora de la tarde de ayer esa llamada aún no se había producido, aunque insistieron en que «no hay nada que negociar» y que seguirán el procedimiento administrativo que les permite la ley.

Esta polémica saltó a la confrontación política. El portavoz socialista en la Diputación, Francisco Conejo, acusó a Elías Bendodo de «deslealtad institucional» y de intentar «torpedear» la venta del edificio de Correos –la Junta negocia con el Ayuntamiento de la capital un cambio de la planificación urbanística para que pase de tener uso administrativo a hotelero–.

Para Conejo, Bendodo ha actuado más como presidente del PP de Málaga que como presidente de la Diputación. «Esto demuestra que usa la institución claramente con fines partidistas», sostuvo el dirigente socialista, quien acusó al líder de los populares malagueños de ser «un buen vasallo» de Juanma Moreno, presidente del PP regional, «en su campaña andaluza».

Respondió a estas acusaciones el popular Francisco Salado quien acusó al portavoz socialista de «mentir a sabiendas» porque el embargo no paraliza el cambio de calificación de los usos del inmueble ni su venta. Además el presidente del Patronato de Recaudación Provincial y vicepresidente de la Diputación recordó que la Junta de Andalucía también embarga a los ayuntamientos que les deben dinero cuando les retiene la Patrica (Participación en los Tributos de la Comunidad Autónoma), una de las principales vías de financiación que tienen las localidades.

Salado defendió la actuación del Patronato de Recaudación en el embargo del edificio de Correos y que está actuando con la Junta de Andalucía igual que con cualquier ciudadano. «Tienen que dar ejemplo y pagar los impuestos», manifestó en referencia a la administración regional.

Sobre las retenciones de la Patrica que efectúa la Junta, alcaldes consultados por SUR confirmaron que es la fórmula que usa la administración regional para cobrar las deudas de los municipios junto al sistema del fraccionamiento de las deudas.