Diario Sur

El acusado de estafar haciéndose pasar por El Canto del Loco ya engañó al Mallorca

Los procesados en la sesión que fue suspendida ayer. :: sur
Los procesados en la sesión que fue suspendida ayer. :: sur
  • En esa ocasión, por la que fue condenado a dos años y tres meses de prisión, el hombre simuló ser un integrante del grupo Mägo de Oz

Se hizo pasar por el exguitarrista de El Canto del loco, David Otero, para enganchar a conocidas entidades sin ánimo de lucro con la excusa de recaudar fondos para un niño enfermo de leucemia. Así estafó más de 130.000 euros al Málaga Club de Fútbol y a las fundaciones Cesare Scariolo, la del jugador de fútbol Samuel Eto'o y la de la Bruixa d'Or, según considera la Fiscalía, algo por lo que ayer le sentó en el banquillo de los acusados. Pero no sería la primera vez que el procesado habría utilizado esta técnica, ya que en 2008 logró engañar a miembros del Real Club Deportivo Mallorca.

Entonces simuló ser un músico del grupo Mägo de Oz y contactó con el Mallorca, pidiendo su colaboración para recaudar fondos con el objetivo de sufragar la operación de un niño enfermo de leucemia. El procesado explicó que él mediaba en la colecta porque la madre del menor era fan del conjunto musical y el pequeño era seguidor del equipo de fútbol. Finalmente, logró hacerse con 17.400 euros, algo por lo que fue condenado a dos años y tres meses de prisión, quedando absuelta la que era su pareja, al no acreditarse su participación.

Tras estos años, los dos volvieron a sentarse juntos ayer en el banquillo de un juzgado. Los dos están acusados de las estafas cometidas entre noviembre de 2008 y marzo de 2009, cuando, según la Fiscalía, se empleó la misma forma de proceder para engañar al Málaga y a las entidades citadas anteriormente. En el caso del club de fútbol, desde el Ministerio Público se afirma que se puso en contacto telefónico haciéndose pasar por David Otero y pidió su colaboración económica para un niño malagueño gravemente enfermo de leucemia que estaba ingresado en un hospital de Madrid, que necesitaba un trasplante de médula en el extranjero.

De esta forma, el Málaga en colaboración con la Fundación Cesare Scariolo realizó una serie de actos benéficos para conseguir dinero, logrando recaudar 9.000 euros que fueron transferidos a una cuenta bancaria de la que serían titulares los acusados. La mujer procesada figuraba, además, en dicha cuenta como la supuesta madre del niño con leucemia, siempre según el escrito del fiscal.

Es solo una de las estafas de las que ambos están acusados en este caso, cuyo juicio fue suspendido poco después de arrancar ayer para que se practiquen nuevas pruebas, entre ellas una caligráfica, ya que la exnovia mantiene que ella no tuvo ninguna participación. La Fiscalía solicita que el supuesto estafador sea condenado a tres años de prisión y dos para su expareja. Las acusaciones elevan esta solicitud a cinco años de cárcel y tres, respectivamente.