Diario Sur

Cae una red que obtenía préstamos y prestaciones con una empresa ficticia

Un total de 17 personas han sido detenidas por la Policía Nacional en Málaga por su presunta vinculación con una empresa ficticia con la que habrían obtenido de modo fraudulento prestaciones de la Seguridad Social por importe de 19.786 euros y préstamos al consumo por 6.730 euros financiados con nóminas falsas. Los agentes atribuyen a los investigados, en función de su implicación en los hechos, los supuestos delitos de falsificación documental, estafa y contra la Hacienda Pública y la Seguridad Social.

La investigación comenzó en mayo del año pasado a raíz de la denuncia del responsable de un comercio de fotografía del centro de Málaga. Al parecer, un cliente adquirió material fotográfico valorado en 1.150 euros, que financió mediante la presentación de una nómina que resultó ser falsa, por lo que el vendedor no recibió dinero alguno por el producto.

Las pesquisas condujeron a los investigadores a una empresa multiservicios cuyo nombre figuraba en la nómina falsa, y los constataron que se trataba de una compañía ficticia. De hecho, el domicilio social de la empresa se correspondía con un solar en venta del Polígono Alameda y no existían datos de la misma en el registro municipal de licencias de aperturas.

El administrador

Las gestiones permitieron comprobar que, con nóminas expedidas a nombre de la empresa investigada, se financiaron otras compras. Según las mismas fuentes, el administrador de la compañía ficticia, un varón de 47 años y nacionalidad española, era quien, según las pesquisas, confeccionaba las nóminas falsas y dio de alta en la Seguridad Social a 18 personas -13 de ellas detenidas en esta operación- como supuestos trabajadores de la empresa, que generaron el derecho al cobro de subsidios por valor de 19.786,79 euros. Las nóminas falsas eran «colocadas» por un segundo hombre de 52 años que las entregaba a terceros a cambio de dinero.

Siempre según informaron desde la Comisaría Provincial, 18 personas fueron dadas de alta en la Seguridad Social como empleados de la empresa multiservicios, en una relación laboral simulada. Gracias a los días cotizados con la compañía ficticia, los supuestos trabajadores habían adquirido el derecho al cobro de subsidios por valor de 19.786,79 euros.