Diario Sur

«Este año nos han arruinado las vacaciones»

Jaime vivió en Málaga nueve años hasta que se mudó a Madrid por trabajo. Desde entonces, vuelve de vacaciones cada verano. Este año se le echó el tiempo encima y empezó a buscar un apartamento turístico para alquilar en julio. «Normalmente lo reservo mucho antes», confiesa el economista, que encontró, entre la poca oferta existente a esas alturas, lo que parecía un chollo: «Vi el anuncio en Fotocasa. Incluía 14 fotos y era muy completo, con datos del propietario, dirección, ubicación... La estafa estaba muy bien montada».

Contactó por teléfono con Manuela, una chica muy educada y «de acento inglés» que le confirmó que el apartamento seguía disponible. Le pidió 2.100 euros por la segunda quincena de agosto. «Me mandó un contrato aparentemente legal, con su documentación personal y las coordenadas del inmueble, que yo comprobé», explica. «Si lo pagas todo ahora, te hago un 15% de descuento», le ofreció. Jaime sólo transfirió los 950 euros de la reserva; el resto, al llegar. Ya no volvió a hablar con ella, «siempre saltaba el buzón de voz del móvil». El 15 de agosto se presentó con su familia y el conserje del complejo le aclaró que ese apartamento no estaba en alquiler y que los supuestos arrendadores no tenían ninguna propiedad allí. «Nos han arruinado las vacaciones, se lamenta.