36 policías y militares muertos en los dos últimos ataques

El anuncio del alto el fuego temporal de los talibanes llega en un momento de especial violencia. Pocas horas antes de que los insurgentes aceptaran esta tregua de tres días, perpetraron un ataque contra un puesto policial en el norte de Afganistán, en la región de Kunduz, durante la madrugada de ayer. Los talibanes reivindicaron este asalto, que causó la muerte de 19 agentes y 5 heridos y que se suma a otro cometido contra una base militar, que se saldó con 17 soldados muertos en la provincia de Herat.

Contenido Patrocinado

Fotos

Vídeos