Mueren cuatro personas en Moscú al caer un autobús a una boca del metro

Estado en el que quedó el autobús siniestrado ayer en Moscú tras precipitarse a un paso subterráneo y boca de metro. :: sergei ILNITSKY / efe/
Estado en el que quedó el autobús siniestrado ayer en Moscú tras precipitarse a un paso subterráneo y boca de metro. :: sergei ILNITSKY / efe

R. C.

Cuatro personas murieron y otra quincena resultó herida de diferente consideración ayer cuando un autobús de línea de la empresa municipal se subió a la acera y cayó en una de las salidas de un pasaje subterráneo y del metro, en Moscú. El accidente ocurrió poco antes de las 12:00 horas en la estación de metro Slavianski Bulevar, situada en una avenida con mucho tráfico de la capital rusa, donde el 25 de diciembre no es festivo.

En las imágenes divulgadas por los medios locales se puede ver cómo el autobús bajó a gran velocidad por la escalera de acceso al paso subterráneo, llevándose por delante a varios transeúntes antes de quedar atascado contra el techo de entrada al subterráneo.

Las autoridades dieron desde un principio credibilidad a la hipótesis del accidente y descartaron la posibilidad de que se tratara de un atentado terrorista. Según la agencia Interfax, el conductor del vehículo municipal, que quedó detenido, no se hallaba bajo los efectos del alcohol ni de sustancias estupefacientes. Él mismo explicó a los investigadores que el autocar «estaba parado y luego empezó a moverse de forma inesperada». De esta manera, según declaró en el lugar del siniestro a los agentes, pese a sus intentos de detenerlo, «el sistema de freno no funcionó y prosiguió su carrera», informaron fuentes policiales.

El alcalde de Moscú, Serguei Sobyanin, que dio el pésame a los allegados de las víctimas en un mensaje en Twitter, ordenó la verificación de todo el parque de autobuses municipales.

Contenido Patrocinado

Fotos

Vídeos