Moscú y Teherán cierran filas en torno a su aliado El-Asad

El Ejército de Damasco protege los aviones en las bases rusas en su territorio mientras Israel se prepara para una represalia de los iraníes

MIKEL AYESTARAN CORRESPONSAL JERUSALÉN.

En tan solo una semana, Donald Trump ha pasado de exigir un plan de retirada de Siria (donde Washington tiene desplegados a 2.000 efectivos) a amenazar con una operación militar a gran escala contra su presidente, Bashar el-Asad. Los ejércitos de Siria y Rusia, que tiene dos bases en el país, están en estado de alerta y el embajador ruso en Líbano, Alexander Zasipkin, advirtió de que «cualquier misil que lance Estados Unidos contra Siria será derribado y su plataforma de lanzamiento será atacada».

Irán cerró también filas en torno a su aliado y «estará junto a Siria en contra de cualquier agresión extranjera, la república islámica apoya a Siria en su lucha contra Estados Unidos y el régimen sionista», declaró Alí Akbar Velayati, asesor del Líder Supremo, Alí Jamenéi. Desde el estallido de la guerra, los iraníes han movilizado a la milicia libanesa de Hezbolá y son los responsables también de los combatientes chiíes llegados de Irak o Afganistán para apoyar a El-Asad. Ante la inminencia del ataque, el Ejército sirio habría empezado a evacuar sus principales cuarteles y aeródromos para proteger aviones y todo tipo de material en las bases rusas de Latakia y Tartús, según informó el Observatorio Sirio de los Derechos Humanos.

El cambio de opinión de Trump, que durante su mandato ya ha demostrado su carácter impulsivo, se produjo tras la última denuncia de la oposición sobre un ataque químico en Guta que habría dejado decenas de muertos. Siria y Rusia lo presentaron como una invención para provocar la intervención militar de EE UU e invitaron a la Organización para la Prohibición de Armas Químicas (OPAQ) a que acudiera al lugar de los hechos y los investigara. Además, la Organización Mundial de la Salud (OMS) emitió un comunicado en el que recogió que unas 500 personas fueron atendidas en centros médicos en Duma con síntomas de exposición a agentes químicos.

Contenido Patrocinado

Fotos

Vídeos