Cae un ministro marroquí tras oponerse a un boicot popular

La protesta contra tres marcas relacionadas con el Gobierno y la monarquía se fortalece día a día desde que comenzó el mes pasado

R. C. RABAT.

Un ministro marroquí del islamista Partido Justicia y Desarrollo (PJD) dimitió la noche del miércoles tras participar en una manifestación para protestar contra un inédito boicot de los ciudadanos a tres marcas comerciales que ha demostrado un éxito inesperado. El titular de Asuntos Generales y Gobernanza, Lahcen Daudi, puso su cargo a disposición del rey Mohamed VI después de que se lo pidiera su partido, ya que la 'dimisión' como tal no es posible en Marruecos al ser los cargos nombrados y destituidos por el monarca.

Lahcen Daudi había sido fotografiado el día anterior en medio de una manifestación de trabajadores de Central Danone, la marca líder en el sector lácteo y que se ha visto duramente golpeada por un boicot comercial que comenzó el 20 de abril. En los 45 días que ha durado la iniciativa, la empresa ha tenido una baja del volumen de negocio de un 50%, ha rescindido el contrato de 900 trabajadores y ha reducido en un 30% el volumen de leche comprada a 120.000 agricultores.

La participación del ya exministro en la manifestación supuso «un comportamiento inapropiado», dijo el PJD en un comunicado, en el que también criticó «las declaraciones de ciertos militantes del partido contra Daudi, contrarias a la ética y la libertad de expresión». Con ello, reconocían que en el grupo gubernamental hay actitudes opuestas en lo referente al boicot: una parte, identificada con el anterior secretario general y expresidente del Gobierno, Abdelilah Benkirán, se ha mostrado favorable al boicot, en contra la opinión de los ministros en el Gobierno, empezando por su presidente, Saadedín Otmani.El boicot, cuyo origen es todavía un misterio, implica además a una cadena de gasolineras, propiedad del ministro de Agricultura y Pesca, Aziz Ajanuch, amigo personal del rey Mohamed VI, y a la marca de agua líder histórica en el mercado, Sidi Ali, en manos de la anterior presidenta de la confederación patronal, Mariam Bensalah.

Contenido Patrocinado

Fotos

Vídeos