El Ejército abate a un ladrón al confundirle con un terrorista

El hombre árabe fue abatido ayer por soldados israelíes cerca del asentamiento de Ariel, en el norte de Cisjordania ocupada, cuando el coche que conducía chocó contra una parada de autobús que se encontraba vacía. Aunque inicialmente el incidente fue catalogado como un ataque terrorista, finalmente el Ejército aseguró que el conductor no pretendía cometer un atentado. Las investigaciones posteriores aseguraron que el sospechoso se trataba de un ladrón que había robado el vehículo y que los militares dispararon contra él porque salió corriendo tras colisionar.

Contenido Patrocinado

Fotos

Vídeos