Trump refuerza su equipo legal ante la implicación de su hijo en la trama rusa

MIRIAM BURGUÉS WASHINGTON.

La Casa Blanca ha reforzado su equipo legal ante las nuevas revelaciones de la trama rusa, que implican al hijo mayor de Donald Trump, y que los demócratas van a usar para llevar la investigación a un nuevo nivel. Unos correos electrónicos han revelado que Donald Trump Jr. se reunió en junio de 2016 con una abogada rusa de la que esperaba obtener información para dañar a Hillary Clinton y, «por primera vez», los ciudadanos tienen una «evidencia clara» de una posible coordinación entre el Kremlin y la campaña del magnate, según afirmó ayer el senador demócrata Mark Warner.

A la vista de que la investigación de la supuesta injerencia rusa en las elecciones de noviembre pasado y sobre si hubo una alianza directa entre el equipo de Trump y Moscú se prolongue durante mucho tiempo, la Casa Blanca anunció el sábado, según Efe, el nombramiento de Ty Cobb como abogado especial del mandatario. Cobb, un veterano abogado de Washington, ex fiscal federal y con experiencia en investigaciones del Congreso, supervisará la respuesta legal y mediática de la Casa Blanca ante la trama rusa. Además, este fin de semana también se ha sabido que la campaña de Trump, ahora centrada en los esfuerzos para la reelección del magnate en 2020, pagó 50.000 dólares a la firma de un abogado que representa a Trump Jr. dos semanas antes de la publicación de los correos sobre el encuentro con la abogada rusa.

Warner, el demócrata de mayor rango del Comité de Inteligencia del Senado, comentó ayer en varias entrevistas televisivas que todas estas últimas revelaciones sobre Trump Jr. llevan la investigación en marcha «a otro nivel». En la misma línea, el legislador demócrata Adam Schiff, que lidera una investigación paralela en el Comité de Inteligencia de la Cámara de Representantes, dijo en la cadena ABC que no se puede confiar en las explicaciones de Trump Jr. ni del propio presidente al respecto.

Fotos

Vídeos