Francia ultima la autodeterminación de Nueva Caledonia

Nativos canacos interpretan una danza ante la visita de una autoridad política a la zona turística de Easo, en la isla de Lifou. :: Théo Rouby / afp/
Nativos canacos interpretan una danza ante la visita de una autoridad política a la zona turística de Easo, en la isla de Lifou. :: Théo Rouby / afp

Una reunión crucial prepara hoy en París el referéndum de independencia pactado para celebrarse antes de un año en el archipiélago

FERNANDO ITURRIBARRÍA PARÍS.

Nueva Caledonia inicia hoy la cuenta atrás de su autodeterminación. Este archipiélago del Pacífico Sur bajo soberanía de Francia desde 1853 celebrará antes de un año un referéndum de independencia pactado y bajo supervisión de la ONU. El calendario, las modalidades y la pregunta de la consulta de descolonización figuran en el orden del día de la crucial reunión que va a mantener esta tarde en París el primer ministro galo, Edouard Philippe, con 25 delegados neocaledonios.

La cita se enmarca en el decimosexto comité de firmantes de los acuerdos de Numea. Rubricados en 1998 en presencia de Lionel Jospin, el entonces primer ministro socialista, fueron continuación de los acuerdos de Matignon, auspiciados en 1988 por su predecesor y correligionario Michel Rocard. Impulsores de un proceso descolonizador inédito en la historia francesa, fijan la celebración en noviembre de 2018 como muy tarde de una consulta sobre el acceso de Nueva Caledonia a la «plena soberanía», fórmula preferida a la noción de «independencia» por sus signatarios.

En la presidencia del Gobierno francés se descarta toda influencia del proceso secesionista en Cataluña y se asegura que el tema no ha sido abordado en las discusiones con las delegaciones neocaledonias presentes en París. Fuentes del Ejecutivo de París subrayan que el contexto es totalmente diferente ya que aquí la dinámica de autodeterminación es fruto de un acuerdo entre las partes y está acompañada por las Naciones Unidas en cuestiones como la constitución del censo electoral.

Uno de los puntos más espinosos del comité de firmantes será la inscripción automática en el censo del referéndum de toda la población canaca, que representa el 39% de los 274.600 habitantes. Los independentistas sostienen que hay 22.780 melanesios fuera de los listados oficiales y reivindican su inclusión de oficio. «Tenemos que determinar juntos reglas claras, incontestables y transparentes de inscripción en la lista electoral para que nadie pueda después de la consulta cuestionar las condiciones de su organización», declaró Philippe el martes en la Asamblea Nacional (Cámara de diputados).

El primer ministro francés insistió en el concepto de «destino común», consagrado por los acuerdos de Matignon y de Numea, para que el escrutinio «no tome la forma de un enfrentamiento o de una lógica binaria que culminaría en la frustración y el resentimiento». Entre las alternativas barajadas figura la creación de un Estado asociado a imagen de las islas Cook o los Estados federados de Micronesia, ligados respectivamente a Nueva Zelanda y Estados Unidos.

Visita de Macron

El presidente francés, Emmanuel Macron, que viajará antes de mayo al archipiélago, recibió el lunes en el palacio del Elíseo a todas las delegaciones. Ese mismo día la Unesco proclamó a Nueva Caledonia como miembro asociado en la conferencia general que la organización celebra estos días en su sede de París.

El archipiélago francés de Oceanía, distante 16.740 kilómetros de la metrópoli, goza de una amplia autonomía mientras París conserva competencias exclusivas en defensa, moneda, justicia, policía y asuntos exteriores. Las últimas elecciones insulares desde 1999 reflejan una correlación de fuerzas estable del 60/40 por ciento a favor del voto no independentista.

Fotos

Vídeos