Diario Sur

Trump anuncia tres millones de deportaciones de ilegales

Un vigilante custodia un centro de detención de inmigrantes en Texas. :: eric thayer/ reuters
Un vigilante custodia un centro de detención de inmigrantes en Texas. :: eric thayer/ reuters
  • Anuncia en televisión que expulsará los 'sin papeles' con antecedentes, cuando prometió devolver a once millones

El presidente electo de Estados Unidos, Donald Trump, anunció anoche que deportará a los inmigrantes irregulares con «antecedentes penales», cerca de tres millones de personas según los cálculos más extendidos, y que el futuro del resto de indocumentados, otros ocho millones de seres humanos, lo decidirá una vez que considere fortalecida la seguridad en la frontera con México. Las declaraciones del empresario inmobiliario forman parte de una entrevista grabada el viernes para el programa '60 minutos' que la cadena CBS emitió íntegra esta madrugada, hora española, y de la que la emisora fue adelantando fragmentos a lo largo del fin de semana.

«Lo que vamos a hacer es tomar a la gente que son criminales y que tienen antecedentes penales, pandilleros, traficantes de droga, probablemente dos millones -podrían ser incluso tres millones- y vamos a echarlos del país o vamos a encarcelarlos», indicó Trump con la misma falta de rigor que caracterizó sus abundantes promesas de campaña. «Los vamos a sacar del país porque están aquí de forma irregular», subrayó en su primera aparición televisiva tras el triunfo electoral.

El tono de Trump hacia los inmigrantes indocumentados en la entrevista fue diferente al usado durante la campaña, cuando prometió expulsar a los 11 millones de irregulares que se supone que viven en el país. A los mexicanos los calificó de «criminales y violadores». Anoche indicó que su futuro Gobierno decidirá sobre el destino del resto de este grupo de extranjeros una vez que crea impermeabilizada la demarcación con su vecino del sur.

«Después de que la frontera esté segura y después de que todo se haya normalizado, vamos a tomar una determinación sobre esa gente (...), son gente estupenda y vamos a tomar una decisión sobre eso. Pero antes es muy importante que aseguremos nuestra frontera», resaltó Trump. En este punto, el millonario reiteró su promesa de construir un muro entre México y EE UU, una de las piezas centrales de su campaña. Aunque, presionado por la entrevistadora, admitió que se conformaría con «vallas» en ciertas zonas de los más de 3.000 kilómetros de separación. «Para algunas áreas lo consideraría (alzar vallas), pero para otras, un muro es más apropiado. Soy muy bueno en esto, se llama construcción», resaltó.

Al ser cuestionado sobre las deportaciones en una entrevista en CNN, el presidente de la Cámara de Representantes, el republicano Paul Ryan, aseguró que el futuro presidente no planea crear una «fuerza de deportación» para expulsar a los indocumentados, como prometió durante la campaña. «No estamos pensando en crear una fuerza de deportación. Trump no está planeando eso», aseguró Ryan, quien garantizó que la creación de ese dispositivo no está en la agenda de los próximos cuatro años y que la mayor prioridad para Trump y la mayoría conservadora del Congreso es blindar la frontera.

Desde la noche de las elecciones, decenas de miles de personas han salido a las calles de una treintena de ciudades de Estados Unidos para mostrar su rechazo al triunfo de Trump. Entre los manifestantes abundan quienes dicen sentirse amenazados por las polémicas propuestas de Trump, como los hispanos, las mujeres y los musulmanes, a los que el millonario prometió que prohibiría entrar en el país para, según su criterio, prevenir ataques yihadistas.

Primeros nombramientos

Trump tiene que dar luz verde a más de 4.000 nombramientos para su futura Administración y anoche se conocieron los dos primeros. El líder republicano Reince Priebus será el jefe de Gabinete de la Casa Blanca. Priebus, que ahora preside el Comité Nacional Republicano (CNR), fue el principal aliado del magnate durante su accidentada campaña de las primarias. Priebus competía para este alto cargo con Stephen Bannon, quien fue jefe de campaña de Trump y director del portal de noticias de la derecha Breitbart. Bannon será ahora el consejero princip al del mandatario.satlánticos y advirtiendo a Washington, por un lado, de que «ir por separado no es una opción» y exigiendo a los europeos, por el otro, que «asuman su parte de la carga», en una clara referencia al incremento de la inversión en Defensa que tanto demanda Trump.

Y mientras tanto, Barack Obama llega mañana a Europa... ¡Ay, Obama!