Suspenden el pregón de la patrona de Alhaurín el Grande tras una polémica con un miembro de IU

Suspenden el pregón de la patrona de Alhaurín el Grande tras una polémica con un miembro de IU

El exedil fue nombrado pregonero y luego destituido por supuestas presiones de terceros que no estaban de acuerdo con la decisión

Fernando Torres
FERNANDO TORRES

El pasado miércoles Alhaurín el Grande amanecía envuelto una polémica que ha desembocado en la suspensión del pregón de su patrona. Un cruce de publicaciones en la red social Facebook destapó el que al parecer fue un caso de extorsión, del cual sólo el afectado se ha atrevido a dar una versión completa de los hechos. Juan Rodríguez, antiguo portavoz del grupo municipal de Izquierda Unida, relataba cómo los miembros de la junta directiva de su hermandad, Nuestra Señora de Gracia, le habían ofrecido la oportunidad de ser el protagonista del pregón. También le propusieron que su madre, antigua camarera de la virgen, recibiera la medalla de oro, una conmemoración anual de la cofradía. Rodríguez explicó que esta noticia se la dieron por teléfono y que cuando se reunieron para formalizarla, el hermano mayor, Salvador Manzanares, le comunicó que debido a «presiones externas y del propio Ayuntamiento» habían decidido revocar el nombramiento.

Según la versión de Rodríguez, una concejala del equipo de Gobierno y perteneciente a la junta directiva de la hermandad, amenazó al hermano mayor con retirar el apoyo institucional a la cofradía, así como la representación de la corporación en los actos. Manzanares se lo transmitió en la reunión, a lo que Rodríguez atribuye motivos políticos: «La gente piensa que no se puede ser de izquierdas y religioso».

Frente a estas afirmaciones, la concejala en cuestión aseguró a este periódico no querer hacer declaraciones, ya que se trata de «temas pertenecientes al entorno privado de la hermandad». Por su parte, la alcaldesa del municipio, Toñi Ledesma, desmintió cualquier tipo de interferencia por parte del equipo de Gobierno en la actividad de «ninguna asociación cultural». A su vez, la concejalía de Cultura emitió un comunicado público negando igualmente cualquier tipo de implicación.

La mañana en la que Rodríguez publicó el desencuentro con el hermano mayor, Manzanares publicó en su perfil de Facebook una réplica en la que aseguraba que el cambio de decisión respondía a una «polémica pública suscitada y por el bien de la Corporación», a pesar de que el nombramiento no se había comunicado más allá del entorno de la hermandad. Aseguraba que la cofradía no tenía por qué ser una «pelota política». Este periódico ha intentado conocer la versión de los hechos de Manzanares sin éxito, ya que éste se limitó a subrayar las palabras del comunicado que la hermandad publicó ayer a última hora de la noche, en el que se asegura que la decisión fue tomada de manera interna y que ninguna institución ha intervenido. En ese comunicado también se anunció la suspensión del pregón y la medalla de oro.

Llegados a este punto, quedan varias incógnitas sin resolver así como algunas contradicciones, ya que Manzanares, en su primer comunicado mencionaba una polémica pública y luego, la junta directiva en conjunto, negó la intervención de terceros en la revocación.

Contenido Patrocinado

Fotos

Vídeos