Ronda y la Serranía esperan vendimiar cerca de 1.250.000 kilos de uvas

La vendimia genera en torno a 3.200 jornales, a los que se suman otros durante el resto del año. v. m.

Los viticultores, pendientes del calor y del levante en la recta final para la recogida del fruto que se cultiva en casi 300 hectáreas en la zona

VANESSA MELGAR RONDA.

Buenas expectativas entre los viticultores de Ronda y la Serranía. La próxima vendimia podría dejar en torno a 1.250.000 kilos de uvas si la climatología no da ningún susto y según la previsión de la Asociación de Bodegueros y Viticultores de la Serranía de Ronda, que encabeza Pedro Morales, al frente también de Bodega Lunares de Ronda. «Si el calor y el levante nos respetan, será un año bastante bueno. Las temperaturas que tenemos actualmente son ideales, puesto que durante la noche se alcanzan los entre 8 y 10 grados e incluso, dependiendo de la zona, cae rocío, lo que ayuda a que la planta descanse», explicó Morales.

El viticultor rondeño insistió en que el aumento de la producción se debe, entre otros factores, a las lluvias que registró la Serranía a finales de año que fueron abundantes.

La producción media de la comarca rondeña se sitúa entre 1.200.000 y 1.250.000 kilos de uva, que arrojan las casi 300 hectáreas con las que cuenta este cultivo en la Serranía, una cifra que ha crecido, aunque levemente, respecto a la vendimia pasada: «Contamos con entre 15 y 20 hectáreas más; en nuestro caso, hemos plantado una de variedades blancas por la demanda que tenemos», manifestó el viticultor, al tiempo que recordó que la mayoría del vino que se elabora en Ronda y la comarca es tinto. «Los blancos están ganando terreno, aunque poco a poco», añadió Morales.

Respecto a las ventas, sobre el 30% se exporta a países extranjeros, dentro de Europa, principalmente a Alemania y Suiza, y fuera, a puntos como Singapur. «Ahora hemos tenido un pedido importante para Singapur mediante la empresa Wine From Ronda, de distintas bodegas», explicó el responsable de la citada asociación.

Mejor que en 2016

Esta vendimia espera mejorar a la del año pasado, cuando en la Serranía se recogieron alrededor de 1.100.000 kilos de uvas. Los productores perdieron parte de la cosecha debido a la ola de calor que se detectó a finales de agosto y principios de septiembre. Este 2017, la estimación pasa, si la climatología no da ningún susto, por empezar a cortar a finales de agosto. «Si el calor aprieta, como se dice coloquialmente, antes de finales de agosto; y si llueve, a principios de septiembre», destacó Morales, que apuntó a la generación, en la vendimia, de alrededor de 3.200 jornales.

Ronda, con más de 20 bodegas, cuenta con su propia Ruta del Vino, certificada por Acevin, por la Asociación española de ciudades del vino, un itinerario del que forman parte 52 socios y que se ampliará a finales de año al resto de la provincia de Málaga.

Fotos

Vídeos