La parodia al servicio del arte

Dos de las obras.
Dos de las obras.

El Museo de Arte Contemporáneo Fernando Centeno acoge la innovadora exposición de Pepe Rodríguez, 'Damien Hitler, Meine Kunst'

FÁTIMA ÁVILA-CASANOVA

Hablar de Genalguacil es hablar de cultura. No en vano, por ello la localidad, de apenas 600 habitantes, es conocida como el Pueblo Museo. Aquí el arte, la cultura y la naturaleza se funden alcanzando su máximo esplendor gracias a las celebración de los Encuentros de Arte, uno de los distintivos que posee la localidad, convertidos en un evento internacional y único en el mundo. Su nacimiento tuvo lugar en 1994 y comenzó a tener un carácter bienal a partir de 1996.

Con motivo de esta cita, el Museo de Arte Contemporáneo Fernando Centeno acoge hasta el próximo 2 de agosto el proyecto 'Damien Hitler, Meine Kunst', del artista malagueño Pepe Rodríguez. Con el nombre de esta exposición, el creador busca sintetizar en una misma figura imaginaria al controvertido artista británico Damien Hirst y al dictador alemán Adolf Hitler. A través de una serie de obras, con piezas siempre enmarcadas entre la crítica y la parodia, el público podrá conocer las coincidencias biográficas entre ambos personajes.

El artista, cuyas obras se encuentran distribuidas en las dos salas del Museo, se caracteriza por su «rigurosidad y perfección. Siendo capaz de crear piezas de asombrosa complejidad», según palabras del alcalde de Genalguacil, Miguel Ángel Herrera. Entre todas las creaciones que el malagueño ha dejado en la localidad, seguramente la más llamativa es Spin Panther, un icono de los personajes animados conocido por varias generaciones que el artista ha creado como recurso para implantar el proyecto 'Damien Hitler, Meina kunst' en la cultura popular más cercana.

Esta pantera rosa gigante se encuentra ubicada en calle Fuentebaja, una de las más transitadas del municipio, sobre unas vigas de acero de más de dos metros de altura. Sin duda, esta creación contribuye a seguir enriqueciendo el extenso patrimonio artístico y cultural con el que cuenta Genalguacil. Algo en lo que seguirá trabajando concienzudamente el consistorio, tal y como se encargó de precisar su regidor durante la presentación de la exposición: «El ayuntamiento continuará en su empeño de conjugar arte y naturaleza como mecanismo de diferenciación y de impulso turístico en el municipio». Herrera también quiso destacar el avance que ha vivido la propuesta museística de Genalguacil: «Ahora estamos trabajando de forma mucho más artesanal y artística, porque también queremos darle un valor añadido a lo que hacemos aquí. Nos queremos diferenciar del resto, somos diferentes, y afortunadamente hemos sabido explotar nuestra imagen de arte y naturaleza».

El malagueño Pepe Rodríguez es un artista que trabaja en los márgenes del mundo del arte y de la sociedad capitalista articulando una propuesta estética que bebe de la mejor tradición del apropiacionismo, estableciendo una posición irónica respecto a los medios de comunicación y a las grande corporaciones y utilizando herramientas propias del situacionismo, la transvanguardia y la crítica artística institucional

Este innovador proyecto se puede visitar de miércoles a domingo en horario de 11.00 a 14.00 horas y de 16.00 a 20.00 horas. El precio de la entrada es de 12 euros (gratis para los menores de diez años) y de un euro para grupos de más de 25 personas.

Fotos

Vídeos