Más de cien legionarios parten a Mali en una nueva misión

Acto de despedida, el pasado jueves.  sur /
Acto de despedida, el pasado jueves. sur

Reforzarán la seguridad de las tropas españolas que instruyen al ejército del país africano y permanecerán en él seis meses

VANESSA MELGAR RONDA.

Setenta legionarios del Grupo de Caballería Reyes Católicos II, con sede en el Tercio Alejandro Farnesio 4.º de La Legión, en Ronda, al mando del que se encuentra el coronel Ramón Armada, viajarán en los próximos días a Mali con el fin de participar en una nueva misión. El contingente, según han indicado desde La Legión, estará formado por un total de 120 efectivos, de los que 70 pertenecen a Ronda, y el resto, a la base de esta unidad militar en Almería.

El pasado jueves, las instalaciones del Acuartelamiento Montejaque acogieron una parada militar en señal de despedida a estos legionarios que permanecerán en el país africano seis meses. La parada estuvo presidida por el general jefe de la Brigada Rey Alfonso XIII II de La Legión, Juan Jesús Martín Cabrero. Al mando estuvo el teniente coronel, jefe del Grupo de Caballería II de La Legión, Francisco Javier López Villar. Formaron las unidades pertenecientes al contingente y una representación de las unidades legionarias con base en Ronda.

«La misión en el país africano de Mali surgió como un compromiso europeo con la seguridad en la zona denominada Sahel. España se embarcó en esta misión en 2013, tras las resoluciones del Consejo de Seguridad de Naciones Unidas, en las que la Unión Europea decidió involucrarse en la formación de las Fuerzas Armadas malienses. Formación cuya última finalidad consiste en que puedan ser empleadas por el Estado de Mali en operaciones militares propias de cualquier estado democrático», explicaron desde La Legión. Junto a España, participan en esta misión un total de 26 naciones y España es la segunda que más personal está aportando.

Los setenta legionarios de Ronda que viajarán a Mali pertenecen al Grupo Logístico, Bandera de Zapadores, Bandera de Cuartel General y Grupo de Artillería. Todos formarán parte en el país africano de la Unidad de Protección y un Equipo de Instructores de Apoyos de Fuego. Estos militares se desplegarán en instalaciones situadas en la población de Koulikoro. «Asumirán esos cometidos de formación y seguridad, que abarcan tanto las propias instalaciones, donde se ubica la fuerza multinacional allí desplegada, como la protección de los diferentes equipos de instructores durante su labor específica», argumentaron desde La Legión.

Fotos

Vídeos