Diario Sur

El Caminito del Rey se abre a los cinco sentidos

El Caminito del Rey se abre a los cinco sentidos
/ Fernando Torres
  • Una experiencia piloto con invidentes inicia una nueva etapa de accesibilidad en el paraje turístico

“El sonido del agua… no se puede explicar lo que se siente”. Rosa García hace tiempo que dejó de ver con nitidez. Sin embargo, gracias a un nuevo tipo de visita guiada adaptada, el Caminito del Rey ofrece un conjunto de sensaciones que le permiten experimentar el trayecto, sin verlo. La gerencia del paraje se ha propuesto “abrir el recinto a todo tipo de personas”, según ha explicado Paco Campano, gerente de la empresa que administra el parque. La de hoy se trata de la primera de tres pruebas que se realizarán en los próximos meses, para evaluar la satisfacción de los visitantes.

El Caminito del Rey se abre a los cinco sentidos

Diez invidentes con sus acompañantes se han reunido con el guía antes de comenzar el recorrido. Allí, con una maqueta a escala, han podido conocer las características del terreno a través del tacto. “El camino es como un balcón gigante, que transcurre a lo largo de una pared vertical”. Así relataba al grupo la experiencia que iban a tener, además de hablar sobre los tipos de roca y algunas curiosidades. El sonido del agua ha sido clave para comprender la altura a la que se encontraban: “Estar rodeada de naturaleza, la sensación de altura y lo estrecho que es esto, se hace inexplicable”, ha afirmado Rosa, con una sonrisa en el rostro.

Una experiencia piloto que ha sido un éxito, según los organizadores y los propios visitantes, que, desde el primer tramo han disfrutado como nunca, a través de los cinco sentidos.

Recibe nuestras newsletters en tu email

Apúntate