Diario Sur

El Ayuntamiento licitará la gestión del futuro Museo Cofrade de Ronda

Se ubicará en la planta baja del antiguo edificio de los juzgados, que fue reformado en 2009.
Se ubicará en la planta baja del antiguo edificio de los juzgados, que fue reformado en 2009. / V. M.
  • La apertura se frenó en 2015 por un problema en el convenio de cesión de las instalaciones a la Agrupación de Hermandades

Ronda cuenta en su haber actualmente con una serie de edificios públicos vacíos, sin uso, los llamados inmuebles fantasma. Entre ellos figuran el Centro de Interpretación del Mueble Rondeño, que costó 1,6 millones de la Junta de Andalucía y que se construyó en 2006; la Casa del Jalifa, un antiguo palacete que el Ayuntamiento ha pretendido vender para obtener ingresos, sin éxito; el Centro Astronómico de Ronda, situado en el casco urbano y desde el que no se puede contemplar las estrellas; y, entre otros, el conocido como edificio de La Isla, a medio construir, en la zona del polígono industrial El Fuerte.

A éstos, para los que se busca solución desde el Consistorio, se sumarían el Albergue Municipal, que está hoy en día cerrado y cuya gestión volverá a licitar el Consistorio (el contrato a la empresa que lo llevaba fue anulado por falta de pago del alquiler de ésta); y el futuro Museo Cofrade, que se ubicará en la planta baja del antiguo edificio de los juzgados de la ciudad del Tajo.

Según indicó ayer la alcaldesa, Teresa Valdenebro, el Ayuntamiento licitará la gestión de este museo. «Se convocará un concurso público», explicó la regidora. De este modo, el equipo de gobierno quiere desbloquear la situación del proyecto que comenzó a gestarse hace más de diez años y que iba a desarrollar la Agrupación de Hermandades y Cofradías de Ronda.

Todo estaba a punto para la inauguración pero fue en noviembre del año pasado cuando las expectativas para abrirlo, en el citado mes y de cara a la Semana Santa de Ronda 2016, se disiparon por un defecto de forma que señaló un informe de la Secretaría General del Ayuntamiento en el convenio de cesión de las instalaciones por parte del Ayuntamiento a la Agrupación. Éste ente incluso había nombrado al gerente y ya preparaba los enseres con los que llenar de contenido el museo.

Dicho acuerdo se firmó en 2012 con una duración de diez años a cambio de una contraprestación de 600

euros al mes y con un período de carencia de dos años y seis meses. Dicho plazo expiró en mayo de 2015 y, antes, la Agrupación había solicitado ampliar la carencia ante la imposibilidad de poner en funcionamiento el Museo Cofrade, pero en marzo del año pasado fue cuando el informe municipal en cuestión determinó que el bien que se iba a ceder, la planta baja de los antiguos juzgados, es demanial, es decir, que está sujeto a la prestación de servicio público y que su desafección, el paso de bien demanial a bien patrimonial, no es automático. La cesión, recogía el documento, no es posible si no se lleva a cabo una licitación o concurso público, un paso que se quieren dar ahora.

A la espera

Las instalaciones albergaron los antiguos juzgados pero una vez que estas dependencias fueron trasladadas a su nuevo edificio, en el zona de la UE-19, un inmueble que también da cabida a la Policía Local, a Protección Civil y al Consorcio Provincial de Bomberos (CPB) de Málaga, éstas se utilizaron como sede de algunas concejalías. Fueron reformadas en 2009.

El presidente de la Agrupación, Jorge García, expresó ayer que aún no tiene constancia de la futura licitación de la gestión del Museo Cofrade. Éste defendió el proyecto como de gran importancia para el mundo cofrade rondeño y para la Agrupación que además de ensalzar la Semana Santa rondeña, tendría en el Museo una fuente de ingresos.

Temas