Diario Sur

La biblioteca municipal de Alhaurín de la Torre abrirá sus puertas el próximo mes de abril

El proyecto de mayor envergadura de toda la legislatura en Alhaurín de la Torre ya es una realidad. Las obras de la biblioteca municipal encaran su última fase y ya se vislumbra el aspecto definitivo del edificio, emplazado entre las avenidas Presidente Adolfo Suárez, Isaac Peral y la calle Alcalde Cristóbal Ortega Navarro (recinto ferial). Paralelamente, el Ayuntamiento gestiona los trámites para el equipamiento del inmueble, una inversión que se sumará a los trabajos de construcción, alcanzando en total los 2,2 millones de euros. Villanova, que visitó ayer el edificio junto al presidente de la Diputacion, Elías Bendodo, explicó que el diseño plantea una edificación moderna y funcional, con capacidad para unas 250 plazas. Tras la ejecución de las obras, se sufragarán los más de 600.000 euros que costará equipar la instalación, la cual estará dotada de fibra óptica y mobiliario de última generación. «Una vez finalizada, Alhaurín de la Torre contará con una biblioteca acorde con las necesidades de su población, de acuerdo con las recomendaciones de la Federación Española de Municipios y Provincias y del Ministerio de Educación», apuntó el primer edil. Las obras se centran ahora en el interior del edificio y podrían acabar a finales de año. A partir de entonces, comenzarían las tareas de equipamiento, con la idea de que pueda abrir sus puertas como el gran acto del programa del Mes del Libro.

La superficie ocupada por la proyección del edificio es de 638,3 metros cuadrados, quedando libres en la parcela 5.984 metros para la ordenación de espacios libres y para el teatro. La biblioteca contará con 1.553,13 metros cuadrados construidos distribuidos en planta baja, primera y segunda. Se compondrá de dos volúmenes, uno para la biblioteca en sí y otro de usos asociados.