Esther Doña: «Aún no me acostumbro a ser marquesa»

Esther Doña, en su primera aparición tras casarse con Carlos Falcó. / MujerHoy

La primera aparición mediática de la nueva marquesa de Griñón tuvo como escenario la ciudad de Santander

BEATRIZ CORTÁZAR / CORAZÓN

La primera aparición mediática de la nueva marquesa de Griñón tuvo como escenario la ciudad de Santander y, en concreto, la nueva boutique de Rosa Clará, que es quien firmó los dos vestidos que lució el pasado 22 de septiembre en su fiesta nupcial. Vestida de azul por Clará y con joyas de Suárez, Esther Doña (41 años) estaba nerviosa y eso que llevaba en la capital cántabra desde la víspera. Alojada en el Hotel Real junto a su marido Carlos Falcó (80), fue ganando confianza a medida que pasaban las preguntas y sabía salir airosa de cada una de las cuestiones.

La sorpresa de su boda secreta el pasado julio, tras un año como pareja de hecho del marqués, fue algo que «teníamos pensado desde hacía tiempo, pero es verdad que Carlos me sorprendió cuando me dijo que nos casábamos. Decidimos que ese día fuera nuestro, solo para los dos y que después ya lo celebraríamos con una fiesta junto a nuestros amigos», contó Doña. (Más información en Mujerhoy.com).

Fotos

Vídeos