Comedias románticas y memoria histórica en el mismo escenario

Ezekiel Montes y Elena Martínez imitan el cartel de su película en la terraza del Málaga Palacio /FRAN ACEVEDO
Ezekiel Montes y Elena Martínez imitan el cartel de su película en la terraza del Málaga Palacio / FRAN ACEVEDO
Málaga en Español

El lunes coincidieron dos documentales con sello malagueño: '23 disparos' y 'Un viaje hacia nosotros'

FERNANDO MORGADOMálaga

El bullicio del domingo en el Festival de Cine de Málaga da paso a la tranquilidad del lunes. Se nota sobre todo en la terraza del hotel Málaga Palacio, epicentro de la actividad del certamen, tan vacía que una gaviota se permite el lujo de darse un largo baño en la piscina sin ser molestada. Lo bueno es que permite al fotógrafo captar una imagen diferente, en la que los malagueños Elena Martínez y Ezekiel Montes reproducen la fotografía del cartel de su nueva película, 'Este amor es de otro planeta', dirigida por Daniel Diosdado, escrita por el propio Montes y protagonizada por Martínez.

Lo que se pudo ver ayer en el Museo Thyssen –abarrotado, por cierto–fue un tráiler de esta comedia romántica que nació en la mente del cineasta Ezekiel Montes, que ya el año pasado presentó en el festival '50 kilos de nosotros'. El rodaje de 'Este amor es de otro planeta', repartido entre Iznájar y Málaga, acabó hace apenas unos días. «Hemos disfrutado mucho. Nos hemos reído mucho detrás de las cámaras y eso significa que algo está funcionando. Hemos encontrado momentos mágicos en los que nos hemos emocionado con la ternura con la que Daniel ha grabado las escenas románticas del guion. Cada uno de los actores que ha cogido el texto lo ha elevado y han aparecido momentos de comedia maravillosos. Estamos deseando ver cómo se traslada al público toda esa buena energía que teníamos en el equipo», explica Montes.

En esta ocasión el cineasta malagueño no ha tenido que «apagar fuegos», como define él la profesión de director de cine, sino que ha querido contar para su guion con la mirada de Diosdado, que ya pasó por Málaga con 'La reina de tapas' en 2013. «No podría decir con qué parte de mi profesión me quedaría. Me siento orgulloso de saber diferenciarlas bien. No me he metido en el trabajo de Daniel en todo el rodaje ni he interpuesto mi visión como productor. Yo quería su visión», apunta Montes, que como guionista ha entendido con 'Este amor es de otro planeta' que durante el rodaje el texto sufre cambios constantes.

Elena, por su parte, entró en el proyecto sin pensárselo. Ya había trabajado en anteriores ocasiones con Montes y aceptó el papel de Natalia, la protagonista de la película junto al cómico Kaco Forns. «Es una chica muy libre e independiente que de repente se enamora perdidamente. Su novio le pide matrimonio y cambia todo, porque ella no tiene en sus planes casarse. Ha sido un personaje muy interesante de interpretar porque es una chica feminista y fuerte. Me apetecía hacer un papel así. A veces creemos que el romanticismo y el feminismo no pueden ir de la mano, pero en este caso se han aunado muy bien los dos conceptos y se ha respetado el carácter del personaje», comenta Martínez.

Rodaje en Semana Santa

Aunque la mayoría del filme se grabó en la localidad cordobesa de Iznájar, diversas localizaciones de Málaga están presentes en 'Este amor es de otro planeta'. El mirador de Gibralfaro, por ejemplo, o las calles del centro en plena Semana Santa. «Coincidió con las fechas de rodaje y nos encajó perfectamente. Queremos rodar siempre en Málaga, creemos que tenemos el mejor lugar del mundo para rodar. Aquí se dan todas las condiciones y el paraguas del festival, que está haciendo un gran trabajo para conectar a las productoras locales con la industria», asegura Montes.

La ciudad fue ayer protagonista de otra cinta, esta vez un documental, que se proyectó en el Teatro Echegaray. Se trata de '23 disparos', del jerezano Jorge Laplace, que trata de esclarecer el asesinato de Manuel José García Caparrós, el joven malagueño que murió tras recibir un disparo en una manifestación por la autonomía de Andalucía en 1977. A la proyección asistieron las tres hermanas de García Caparrós, que siguen clamando justicia.

El documental, de brillante factura, es conducido por el exinspector de policía Juan Antonio O'Donnell, encargado de recuperar la investigación para la película. Una investigación que termina en una calle sin salida, pues la Mesa del Congreso rechazó en 2017 publicar las actas de la comisión de investigación. Tras la proyección, el periodista Domi del Postigo moderó un coloquio en el que varios testigos de aquel fatídico 4 de diciembre recordaron los sucesos.

Empezar de cero

Casi al mismo tiempo que en el Teatro Echegaray se honraba la memoria de García Caparrós, en el Rectorado de la UMA se hacía lo propio con los refugiados, cuyo drama sirve de eje temático al malagueño Luis Cintora para hilar el documental 'Un viaje hacia nosotros'. La historia central la protagoniza el actor Pepe Viyuela, que durante la cinta busca pistas sobre el destino de su abuelo, que pasó por un campo de refugiados en Francia.

Ayer solo se pudo ver un pequeño adelanto del documental, que espera presentarse el próximo año en este mismo festival. En él Viyuela pasea por las ruinas de Belchite, donde su antepasado luchó. «No me gusta pensar que en ese pueblo mi abuelo mató, pero espero que sirva su conservación para recordar en qué nos convierte la guerra», apuntó Viyuela. En un principio, Cintora pensaba contar la historia de su familia, que se vio desplazada en la Desbandá, pero el encuentro con Viyuela, cuya investigación estaba mucho más avanzada, le hizo cambiar de idea. En 'Un viaje hacia nosotros' no se recuerda solo a los refugiados del siglo pasado, sino también a los que ahora deben abandonar su país para buscar un futuro mejor.

Contenido Patrocinado

Fotos

Vídeos