Las casetas de obra de la Feria de Málaga se concentrarán en la calle Antonio Rodríguez

Un momento de la reunión. /Álvaro Cabrera
Un momento de la reunión. / Álvaro Cabrera

La Federación Malagueña de Peñas será la única caseta fija en la próxima Feria, mientras que el resto comenzarán a construirse cara a 2018

JUAN SOTOMálaga

La Feria de Málaga cambiará su fisonomía a partir del próximo año con la introducción de las primeras casetas de obra. El Real de Cortijo de Torres incluirá a partir de 2018 diferentes estructuras fijas que se complementarán con las provisionales que se montan en la actualidad. Durante una reunión de trabajo mantenida este lunes en la Federación Malagueña de Peñas, el Ayuntamiento mostró a los peñistas un plano con el futuro modelo de caseta que se construirá en el recinto ferial, que seguirán el mismo estilo que la que este año estrenará la propia Federación –la única que será de obra en esta edición de la fiesta–. La intención municipal es que todas mantengan la misma estética en formato y altura.

La concejala de Servicios Operativos, Teresa Porras, explicó que las primeras se instalarán en la calle Antonio Rodríguez, alrededor de la caseta municipal, y que posteriormente se ampliará por esa misma calle. A la conclusión de la Feria de este año se comenzará a trabajar en el pliego de condiciones para la futura concesión. Entre otros aspectos, se exigirá a los interesados una memoria de actividad para conocer el grado de compromiso con la feria y los años que llevan como entidad, ya que no quieren que se instale el primero que lo solicite. «Va a ser un proceso muy riguroso», adelantó.

En el encuentro, en el que participaron el concejal de Urbanismo, Francisco Pomares; el portavoz de Ciudadanos, Juan Cassá;el presidente del colectivo federado, Miguel Carmona; y diferentes peñistas, ahondaron en las cuestiones técnicas que deberán reunir las futuras casetas para que los interesados puedan ir calculando sus costes.

Caseta municipal

Sobre la caseta de obra que este año ya ocupará la Federación Malagueña de Peñas, la edil recordó que es municipal, por lo que una vez que concluya la Feria volverá a pasar a manos del Ayuntamiento, que será quien gestione su uso y las entidades que podrán utilizarla durante el resto del año mediante petición expresa.

En este sentido, el presidente de la Federación de Peñas, Miguel Carmona, dijo que contar con un recinto ferial estable supone un gran logro para los colectivos de la capital, que no deberán buscar hoteles o restaurantes para sus celebraciones, sino que tendrán siempre un espacio disponible. Detalló que las futuras casetas se concederán de forma gradual y por sectores y vaticinó que tendrán un gran uso durante todo el año. «Vamos a lograr que el Cortijo de Torres no sea un recinto para ocho días para que no sea una inversión desaprovechada por los ciudadanos», dijo.

La reunión se produjo durante unos días de gran actividad para los peñistas, ya que el pasado fin de semana han comenzado a montar sus casetas cara a la próxima edición de la Feria de Málaga, que comenzará el 11 de agosto con el pregón. De forma paralela ayer se constituyó la Plataforma de Entidades Por un Real Estable, auspiciada por el peñista Manuel Curtido, que fue uno de los candidatos a presidir la Federación Malagueña de Peñas.

Fotos

Vídeos