Las subvenciones públicas, en mínimos de los últimos tres años tras caer casi un 12%

Los 4.046 millones de euros concedidos son un 63% inferiores a los máximos alcanzados durante 2009

J. A. BRAVO MADRID.

Los rigores para cumplir con los planes presupuestarios comprometidos con la UE -el Gobierno no prevé salir del programa de déficit excesivo hasta finales de 2018, aunque el ministro de Economía dijo la semana pasada que no descarta anticipar esos plazos- han hecho que las administraciones públicas hayan venido cerrando el grifo de sus subvenciones. Viene ocurriendo con frecuencia desde el inicio de la crisis, aunque ha habido excepciones (2011, 2014 y 2015).

El año pasado volvieron los ajustes y las ayudas públicas disminuyeron un 11,8% respecto a 2015, hasta quedar su saldo en 4.046 millones de euros. El comportamiento, no obstante, resultó desigual por administraciones. Así, mientras las subvenciones concedidas por comunidades y ayuntamientos cayeron un 20,9%, encadenando cuatro ejercicios de bajadas, las otorgadas por el Estado crecieron un 9,3% y suman tres años seguidos de subidas. En cualquier caso, el importe del dinero facilitado las administraciones autonómicas volvió a superar por quinto año consecutivo al volumen de las estatales, con 1.190 millones frente a casi 886 millones, esto es, un 57,3% y un 42,7%, respectivamente. El organismo que más repartió fue el Ministerio de Industria y Energía, con 488,6 millones, seguido de Economía (272,3), según la agencia Axesor.

Al tiempo que se recortan las ayudas públicas -los 4.046 millones son su saldo más bajo en tres años y un 63% menos que los máximos registrados en 2009-, también hay menos beneficiados. La mayoría son pymes, aunque los fondos recibidos por sociedades mercantiles (el 51% del total) cayeron un 10,3% hasta 2.076 millones, su mínimo de los últimos diez años. A su vez, el número de empresas que recibieron dinero (42.191) se redujo un 30,3%.

Fotos

Vídeos