El 'staging', la tendencia de decorar casas para agilizar su compraventa

La buena presentación de las viviendas resulta fundamental para agilizar su tiempo de venta. /A.G.
La buena presentación de las viviendas resulta fundamental para agilizar su tiempo de venta. / A.G.

Concebida como una herramienta de marketing, permite aumentar precios «y dar alma a espacios vacíos»

Alberto Gómez
ALBERTO GÓMEZ

Una de las novedades que está contribuyendo a la transformación del sector inmobiliario es el 'home staging', consistente en la decoración de viviendas para su puesta en venta. Esta tendencia, que puede contemplar pequeñas mejoras o reformas más profundas en función del estado del inmueble, pretende reducir el tiempo de venta y subir los precios. La presidenta de la Asociación Home Staging España (AHSE), Constanza Subijana, asegura que la decoración de pisos y casas atrae a más compradores potenciales y facilita la rapidez de las operaciones. Según un estudio de esta asociación, una buena presentación de la vivienda reduce su tiempo de venta en menos de 38 días, ocho veces más rápido que la media nacional. En cuanto al precio, Subijana defiende que los pequeños defectos son la excusa más recurrente por parte de los compradores para tratar de regatear o rebajar precios, por lo que su mejora garantiza una venta al alza.

Más

Desde Grupo Insa recuerdan que «cada vez es más importante vender espacios con alma, donde el cliente encuentre sensaciones y emociones en vez de una planta vacía». El 'staging' es, por tanto, uno de los valores añadidos a los que promotoras y agencias están agarrándose para hacer frente a las compraventas directas que comienzan en Internet. Desde Engel & Völkers, sin embargo, señalan que muchos propietarios son reticentes «a invertir un euro más en una vivienda que quieren vender, por mucho que la casa lo necesite». La multinacional, que entre sus servicios ofrece empresas de decoración, vaticina que el 'staging' será importante para que las empresas del sector no se queden atrás, aunque incide en que resulta más sencillo aplicarlo en obra nueva que en viviendas de segunda mano.

En obra nueva, la decoración puede consistir en colocar muebles de cartón forrados con los tonos elegidos por la promotora para atraer el interés de los compradores potenciales. La traducción más fiel de 'staging' es «puesta en escena», de ahí que algunos de sus decorados sean mero atrezzo, propuestas decorativas que permiten dar vida a la vivienda, alejándola de la frialdad de las habitaciones vacías, una especie de carta de presentación para la que cada vez hay más empresas especializadas. En el sector es considerada una técnica de marketing inmobiliario que busca mejorar la primera impresión de un inmueble para vender o alquilarlo antes y por mejor precio.

Coste del servicio

El coste del servicio no suele superar el uno por ciento del coste de venta. El secreto, según cuentan los especialistas, es despersonalizar la casa para retirar los recuerdos de los anteriores habitantes y realizar un lavado de cara impactante con una inversión mínima. A menudo incluye la pintura de paredes, el arreglo de puertas, marcos o azulejos y la reforma general de desperfectos. Si el piso o la casa presentan sobrecarga decorativa, la empresa de 'home staging' suele retirar muebles y objetos para conseguir espacios luminosos y neutros con mayor sensación de amplitud.

El 'staging' defiende que es necesario amueblar las habitaciones para que los posibles compradores perciban su potencial. El material es aportado por las empresas de decoración, que luego lo retiran para almacenarlo o volver a colocarlo en otra vivienda.

Fotos

Vídeos