La movilidad de los clientes de telefonía bate el récord

J. A. BRAVO

madrid. El mercado de la telefonía está en plena ebullición y la guerra entre los distintos operadores en pos de clientes, sobre todo de aquellos que realizan más gasto, ha provocado que los cambios de usuarios entre unos y otros alcancen ya máximos históricos. En concreto, según los datos publicados ayer por la Comisión Nacional de los Mercados y la Competencia (CNMC), solo en noviembre se registraron más de 900.000 mudanzas de este tipo.

Es lo que se conoce como portabilidad (cambiar de compañía manteniendo el número) y las empresas de telecomunicaciones están obligadas por ley a permitirlo sin coste alguno ni trabas. La batalla ya no está solo en el precio, sino también en los servicios que se ofrecen, por ejemplo, la velocidad de descarga cuando se utiliza internet. El mercado de conexiones móviles, que triplica en volumen al de las fijas (51,9 millones frente a 19,2 millones), se muestra también como el más dinámico. Solo en noviembre se portaron 676.117 líneas, un 35% más que hace un año y sobre todo el nivel más alto de la historia para un solo mes. El anterior récord data de enero de 2014 y entonces mudaron de operadora 674.720.

Dado el fuerte ritmo de crecimiento de los cambios de compañía, a falta de computar los datos de diciembre ya se ha batido el registro de 2016 con casi seis millones. Esta tendencia, no obstante, se viene registrando de forma sostenida desde abril.

La penetración de la telefonía móvil alcanza ya las 111,6 líneas por cada 100 habitantes, con un parque que es un 1,4% más grande que doce meses atrás. Y en este 'río revuelto' los que han sabido pescar mejor son precisamente el más veterano y el más novel. Telefónica (a través de Movistar) con 92.100 nuevas conexiones y el grupo MásMóvil con otras 93.460. Por el contrario, Vodafone perdió 55.290, Orange otras 56.100 y los operadores móviles virtuales (OMV) 57.620 en conjunto. El grupo que preside José María Álvarez-Pallete logra así retornar a un saldo positivo de portabilidad móvil, algo que no lograba desde hace más de un año. De hecho, solo lo habían mantenido durante este tiempo MásMóvil y los OMV. Eso sí, la batalla entre empresas es, sobre todo, por los clientes ya existentes pues la entrada de nueva demanda en un mercado casi saturado es moderada: 16.545 líneas en noviembre.

Contenido Patrocinado

Fotos

Vídeos