El Ibex gana un 0,71% en una semana marcada por Cataluña

El Ibex gana un 0,71% en una semana marcada por Cataluña

En los mercados de deuda, la rentabilidad del bono español con vencimiento a diez años se situaba en el 1,6% y con la prima en los 120 puntos básicos

CRISTINA VALLEJOMadrid

El Ibex-35 registró este miércoles un intenso repunte pero no pudo con los 10.300 puntos, que intentó conquistar en hasta cuatro ocasiones en esa sola sesión. El jueves el indicador cerró plano porque no tuvo la fuerza suficiente como para rebasar esos mismos 10.300 puntos. Y lo mismo sucedió el viernes, en que el índice marcó su máximo intradiario a primera hora de la mañana casi en los 10.300 puntos, volvió a tocar los 10.290 puntos a primera hora de la tarde, para terminar el día en los 10.258 puntos, lo que supone un reducido descenso del 0,17%.

Aunque pudo haber cerrado peor: marcó mínimos de la sesión en los 10.230 puntos coincidiendo con la apertura de la Bolsa de Nueva York. De todas maneras, no ha sido una jornada muy positiva para la renta variable europea en su conjunto: los dos mejores índices han sido el Dax alemán y el Ftse Mib de Milán y apenas se han anotado un 0,07% cada uno. Pero tampoco ha sido muy negativa: el peor ha sido el Ftse 100 y ha retrocedido un 0,28%.

Quizás si el índice español no se atreve a ir más allá es tanto porque los 10.300 puntos se han convertido en una resistencia importante, como por las incertidumbres políticas que persisten: el Gobierno español le ha dado al presidente de la Generalitat, Carles Puigdemont, hasta el lunes para que responda si el pasado martes declaró la independencia, o no.

La vicepresidenta del Gobierno, Soraya Sáenz de Santamaría, ha advertido esta mañana, después del Consejo de Ministros, que si la crisis política se alarga se podría revisar a la baja la previsión de crecimiento del PIB para 2018. Los riesgos, por tanto, continúan presentes. Aunque parecen de menor envergadura que hace una semana, debido a la desescalada que, por unas razones o por otras, se observa en las posiciones políticas.

Pero, en esta semana de tanto movimiento político, sobre todo en su primera mitad, el selectivo español se ha anotado un 0,71%. Sólo un indicador de los europeos lo ha hecho mejor que el Ibex-35: ha sido el PSI-20 de Lisboa, que se ha anotado un 1,16%. En cambio, el avance del Dax alemán no ha llegado al 0,30%, mientras que el Ftse Mib de Milán apenas ha ganado un 0,09%.

Santander, el farolillo rojo

En el selectivo español, en la jornada de hoy, ArcelorMittal ha sido el valor más rentable, con una revalorización del 7,21%. A ello ayudaron las buenas referencias publicadas en China, especialmente las de importaciones, que han crecido más de lo esperado por los analistas. Después se colocó Acerinox, con un avance del 1,69%. También ganancias de más de un punto porcentual para Meliá, Endesa o Gas Natural.

Entre los grandes valores, números verdes para Repsol, que subió un 0,62% y para Telefónica, que se anotó un 0,44%. Santander y Mapfre fueron, sin embargo, los más bajistas del día, con pérdidas de un 1,17% y de un 1,09%, respectivamente. Amadeus y Merlin Properties se colocaron después, con pérdidas de alrededor de un 0,90%.

Entre los valores a la baja, más entidades financieras, como CaixaBank (-0,83%), BBVA (-0,46%) o Bankinter (-0,25%). Con la última sesión, ArcelorMittal se ha convertido en el valor más rentable de la semana en el Ibex-35, con una subida del 8,11%. El peor ha sido Dia, con un recorte del 9,06%. Pero además de la cadena de supermercados, sólo otros cuatro valores han terminado la semana con pérdidas: Mapfre, Santander, Grifols y CaixaBank.

Pendientes de Wall Street

El mercado también estuvo muy pendiente de Estados Unidos. De allí llegaron algunas referencias económicas importantes de la sesión. Por ejemplo, el IPC, que subió en septiembre a una tasa interanual del 2,2%, por debajo del 2,3% que esperaba el consenso de analistas, pero por encima del 1,9% en que se situó en el mes de agosto.

Además, las ventas al por menor crecieron en Estados Unidos un 1,6% en septiembre, una décima menos de lo esperado, pero sin automóviles crecieron más de lo previsto, como también lo hicieron sin automóviles y sin combustibles. En todo caso, se trata del mejor dato registrado en más de dos años, debido a que los vehículos perdidos por los huracanes que pasaron por Estados Unidos en las últimas semanas fueron rápidamente sustituidos por parte de los estadounidenses afectados.

Por último, el índice de confianza del consumidor que elabora la Universidad de Michigan avanzó desde los 95,1 hasta los 101,1 puntos en su lectura adelantada del mes de marzo, cuando se esperaba un ligero repliegue hasta los 95 puntos. La mejora se debió tanto a un incremento del optimismo de los americanos sobre la situación actual como respecto a las expectativas de la economía.

La ligera decepción en el IPC, el hecho de que la inflación se situara algo por debajo de lo esperado por los analistas (sobre todo la 'core', que se mantuvo en el 1,7%, por debajo del 1,8% que esperaban los analistas), llevó a que el euro registrara un importante avance repentino desde el nivel de 1,1810 unidades hasta la cota de 1,1870 unidades. Pero, cuando llegaba el término de la sesión europea, la divisa comunitaria se replegaba ligeramente hasta el nivel de 1,184 unidades.

Pero, con ello, los indicadores de Wall Street se movían al alza en el momento del cierre de los mercados europeos. Así, el Dow Jones y el S&P 500 avanzaban alrededor de un 0,15%, mientras que el Nasdaq ganaba alrededor de un 0,3%.

A la baja los bonos y al alza el petróleo

En el mercado de deuda, tras la batería de referencias americanas, la rentabilidad del bono americano a diez años retrocedía desde el 2,31% hasta el 2,28%. Y a la baja se movían también los intereses de los bonos en toda Europa. El de los títulos españoles a diez años bajaba desde el 1,61% hasta el 1,57%. El de los alemanes, desde el 0,43% hasta el 0,29%. Ello después de que hayan trascendido los planes del Banco Central Europeo: reducir el volumen de las compras a partir de enero, a cambio de extender su duración en el tiempo otros nueve meses.

Mientras tanto el barril de Brent, de referencia en Europa, registró una nueva sesión de subidas, quizás apoyado en las buenas referencias de China. Así, al cierre de la sesión del Viejo Continente, avanzaba un 1,4%, hasta rebasar otra vez los 57 dólares. El de West Texas, de referencia en Estados Unidos, ganaba más de dos puntos porcentuales, hasta los 51,68 dólares.

Temas

Ibex 35

Contenido Patrocinado

Fotos

Vídeos