Humanity Internacional quiere ayudar a las empresas a salir al exterior con éxito

El director gerente de la Asociación Española de Franquiciadores, Eduardo Abadía, Victoria Canadá y Juan Carlos Martín, en una presentación. /SUR
El director gerente de la Asociación Española de Franquiciadores, Eduardo Abadía, Victoria Canadá y Juan Carlos Martín, en una presentación. / SUR

La firma malagueña está ya en 52 países, con una plantilla de 200 profesionales que asesoran a las compañías en su internacionalización y su expansión por España

Eugenio Cabezas
EUGENIO CABEZAS

Con la crisis económica, las exportaciones malagueñas han crecido considerablemente en los últimos años, especialmente en sectores como el agroalimentario. Sin embargo, vender fuera o el paso siguiente, instalarse en un país extranjero para expandir un negocio, requiere de un asesoramiento previo. En ello trabaja desde hace más de una década Victoria Canadá, belga afincada en Marbella desde los noventa. El pasado año fundó Humanity Internacional, una consultora internacional que cuenta ya con 200 profesionales a su servicio, con presencia en 52 países y 74 mercados.

«Por mi experiencia me di cuenta de que las empresas, desde las pymes hasta las compañías más grandes, tienen muchas dificultades para tener éxito en su salida al exterior», comenta Canadá, quien destaca que con la reactivación económica de los últimos años el sector de las franquicias es el que está teniendo más dinamismo en este ámbito. Así, en su cartera de clientes, que suma ya una veintena de firmas, están compañías como No+Vello, Nike Factory, Lizarrán o Press To. «Les ayudamos a elegir los lugares de España donde quieren expandirse, planteándoles un plan de expansión con objetivos asequibles, a corto, medio y largo plazo», sostiene la empresaria marbellí. Al mismo tiempo, entre sus clientes hay también firmas de menor tamaño, como Pícaros, un fabricante de colchones infantiles de la barriada malagueña de Puerto de la Torre.

A mediados del pasado febrero, Humanity Internacional se adhirió, como socio colaborador, a la Asociación Española de Franquiciadores (AEF), un paso que está abriendo nuevas oportunidades de negocio para la empresa de Canadá. «Nuestro objetivo es ofrecer el mejor apoyo y soporte a las marcas franquiciadoras españolas en su expansión internacional, así como a las cadenas extranjeras que quieren desembarcar en nuestro país», explica la consultora internacional, quien detalla que para ello han desarrollado servicios «exclusivos y específicos» para las enseñas asociadas a la AEF.

Consejos básicos para afrontar el proceso de internacionalización

Dar el salto al exterior con un proyecto empresarial exige cautela, estudios previos y un asesoramiento profesional. Los responsables de Humanity Internacional son conscientes de ello y por este motivo han elaborado un decálogo con consejos básicos para que las empresas, ya sean pymes o grandes compañías, puedan sopesar la decisión.

En primer lugar, recomiendan autoanalizar la viabilidad de dar el paso internacional, haciéndose preguntas del tipo: «¿Tengo un producto o servicio que puede ser competitivo en otros países?, ¿en qué países funcionaría?, ¿dispongo de recursos financieros, técnicos y humanos para afrontar la internacionalización?, ¿puede mi empresa asumir una expansión internacional?, ¿de qué manera entraría en el país de destino: directamente, con socios locales…?».

A partir de ahí, resulta clave diseñar un plan. Igualmente, recomiendan iniciarse con la exportación, antes de instalarse fuera. «Hay que tener muy claro por qué queremos expandir nuestra marca en el extranjero, cuáles son los objetivos reales por los que queremos dar el paso internacional», sostiene Victoria Canadá, fundadora de la firma.

«No tener prisa, disponer de los recursos necesarios y contar con un plan de marketing y de 'branding'» son también consejos básicos antes de elegir el destino, en el que habrá que realizar un análisis «profundo y exhaustivo del mercado». Por último, resulta esencial elegir la fórmula para desembarcar, «normalmente, lo más habitual es a través de socios locales».

«Están diseñados para acompañar a las enseñas en todo el proceso de internacionalización, ofreciendo todos los servicios necesarios para que sea un éxito», sostiene Canadá sobre estos servicios, al tiempo que insiste en que su objetivo es «acompañarlas y apoyarlas, desde el momento inicial hasta la implantación en el mercado de destino, cubriendo todas las etapas: análisis sectorial, informes sobre legislación, competencia, precios, marketing, formación, búsqueda de locales, logística, etc.». «Somos un servicio integral que no deja nada a la improvisación», apostilla la empresaria marbellí.

Los datos

74
Son los mercados a los que llega Humanity Internacional gracias a su red de 200 profesionales.
20
Son los clientes que han confiado ya en los servicios de la empresa malagueña en su primer año de funcionamiento.

Por su parte, respecto a la elección del 'máster franquiciado', es decir, el socio local a la hora de expandirse fuera, Laura Venegas, directora del departamento de internacionalización de empresas de Humanity Internacional, considera que «si un proceso de internacionalización es preciso afrontarlo de manera seria y profesional, elegir al 'máster franquiciado' requiere de unos estudios detallados y precisos del perfil de la persona que va a introducir una marca en su país, puesto que, no en vano, será quien la represente y se responsabilice de que se expanda con éxito».

Asimismo, añade que «en esta elección no se puede dejar nada a la improvisación, porque está en juego la imagen y la reputación de la franquicia en el mercado de destino, y si nos equivocamos en esa importante elección, no hay segundas oportunidades».

Contenido Patrocinado

Fotos

Vídeos