Diario Sur

Exempleados de Isofotón critican la pasividad de la Junta ante su plan para reflotar la fábrica

La que fue la mayor factoría fotovoltaica del país lleva sin actividad más de medio año.
La que fue la mayor factoría fotovoltaica del país lleva sin actividad más de medio año. / SUR
  • Los impulsores de la sociedad laboral Sunrise piden reunirse con Susana Díaz el miércoles cuando venga a Málaga para la apertura del metro

El proyecto para reflotar la fábrica de Isofotón que impulsan 240 de sus antiguos trabajadores se pierde en el laberinto de la política. Sus precursores saben que el respaldo de la Junta, como mayor acreedora de la empresa fotovoltaica, sería crucial para que el juzgado dé el visto bueno a su oferta de compra de la factoría, hasta ahora la única firme. El pasado junio los tres principales grupos en el Parlamento andaluz –socialistas, populares e Izquierda Unida– firmaron una declaración de apoyo institucional a Sunrise Power, la sociedad laboral creada al efecto. Pero ese apoyo se ha quedado en papel mojado en el caso de PSOE e IU, puesto que a día de hoy el Gobierno andaluz sigue sin concretar si respalda esta iniciativa de economía social.

Una vez que han visto perdida la oportunidad de comprar la fábrica antes de la fase de liquidación de Isofotón (en la que la factoría puede llegar a ser subastada por partes), los impulsores de Sunrise Power han decidido pasar al ataque después de «cinco meses esperando una respuesta». «¿Por qué no se ha pronunciado la Agencia IDEA respecto a nuestra propuesta de economía social? ¿Por qué ni siquiera se han dirigido a nosotros para valorar posibilidades, por ejemplo dación en pago u otras formulas que salvaguarden sus activos? Siempre nos hemos ofrecido a ello y siempre han tenido una pasividad impropia de un gestor público, al menos ante nosotros y todas las voces que le han reclamado actuaciones», inquiere uno de los portavoces de Sunrise Power, Marco Aceña, en una carta remitida a SUR. El próximo miércoles, él y otros representantes de la sociedad pretenden reunirse con la presidenta de la Junta, Susana Díaz, con motivo de su visita a Málaga para inaugurar el metro.

«Todo apunta a que los responsables de la Junta y de la Agencia IDEA han preferido quedarse estáticos y dejar morir esto en un proceso concursal tedioso, subastero, en manos de especuladores, en contra de la única propuesta social que tienen sobre la mesa», añade. En cambio, el exdirectivo de Isofotón valora el apoyo «demostrable» del Ayuntamiento de Málaga, que ha mostrado su disposición de contratar un proyecto de I+D por valor de entre 1 y 2,5 millones de euros a la sociedad laboral si consigue hacerse con la fábrica.

"Descabezamiento" de IDEA

Los precursores de la ‘nueva Isofotón’ no entienden por qué el Gobierno andaluz «dice que no conocía al detalle nuestra oferta, después de cinco reuniones desde febrero pasado hasta hoy, y de haberles notificado la oferta antes de su presentación en el juzgado en mayo y todos los avances comerciales obtenidos, incluyendo los apoyos del Ayuntamiento de Málaga, que la hacen viable y factible». Y sospechan que uno de los motivos de la «pasividad» que está mostrando la Junta es el «descabezamiento de la Agencia IDEA», tras la reciente dimisión de su director general, imputado en el caso de los ERE.

Aceña cree que el plan de liquidación que ha elaborado la administración concursal «seguirá mermando el valor de los activos al aumentar el tiempo y costes de realización de los mismos», lo que perjudicará a los acreedores. No obstante, siguen apostando por su sacar adelante su oferta, por lo que aseguran que realizarán «los cambios formales necesarios para adaptarnos al plan de liquidación que se apruebe en el juzgado».