En libertad el dueño de los hoteles RIU tras pagar en Miami una fianza de 20.000 dólares

En libertad el dueño de los hoteles RIU tras pagar en Miami una fianza de 20.000 dólares

José Luis Riu fue detenido acusado de un delito de corrupción por un presunto soborno a un funcionario estadounidense

COLPISAMadrid

El empresario Luis Riu Güell, consejero delegado y dueño de la cadena de hoteles RIU, fue detenido este martes en Miami acusado de un delito de corrupción al intentar presuntamente sobornar a un funcionario mediante alojamiento gratis a cambio de acelerar determinados permisos para un hotel ubicado en Miami Beach. Unas horas después de su arresto el alto ejecutivo quedó en libertad tras abonar una fianza de 20.000 dólares (16.180 euros) impuesta por el juez.

Según fuentes de la compañía, Riu se trasladó desde España a Miami y se presentó voluntariamente en los juzgados. Allí compareció y le comunicaron los cargos que le imputaban. Posteriormente abonó la fianza acordada previamente. Un procedimiento que, desde la compañía, insistieron en que es algo habitual en estos casos.

La Fiscalía explicó que el director de construcción de la ciudad de Miami disfrutó de «vacaciones de lujo y tratamiento VIP» en alojamientos de la cadena por «agilizar las obras y los permisos» del hotel RIU Plaza en South Beach. Este funcionario fue detenido acusado de asociación delictiva. Por este motivo, la fiscal Katherine Fernández investiga a Riu, junto al vicepresidente regional de la empresa, Alejandro Sánchez, y a la filial de la empresa hotelera en Florida.

En el caso de Riu el juez no le ha prohibido la libertad de movimiento, por lo que el empresario viajará en las próximas horas a España y continuará a partir de hoy con su agenda prevista, según explicó la compañía. Además, desde RIU Hotels & Resorts defendieron que sus ejecutivos son «absolutamente inocentes de los cargos que se les imputan» y se muestran confiados «en que el sistema judicial de EE UU concluirá que estas acusaciones son totalmente infundadas». «Nuestros ejecutivos desean impacientemente probar su inocencia», afirmaron.

Contenido Patrocinado

Fotos

Vídeos