Unicaja Banco absorbe definitivamente a CajaDuero

Unicaja Banco absorbe definitivamente a CajaDuero

Los consejos de administración de ambas entidades aprueban el proyecto común de fusión

SUR.ES

Los consejos de administración de Unicaja Banco y de su filial EspañaDuero han aprobado hoy el proyecto común de fusión por absorción de EspañaDuero por Unicaja Banco, séptimo banco español por capitalización bursátil.

Atendiendo a la evolución de la distribución accionarial del capital social de EspañaDuero, se estima que los accionistas minoritarios afectados por la fusión representen menos del 3% de su capital a la fecha del canje; el resto del capital corresponde a acciones de titularidad de Unicaja Banco o autocartera.

La operación permitirá la generación de sinergias, la reducción de costes, y la optimización de recursos de Unicaja Banco, así como una oportunidad de valor para los clientes, accionistas y empleados de las entidades originarias, manteniendo vigentes la solidez financiera, la vinculación al territorio y el servicio al cliente.

La nueva entidad resultado de esta operación "mantendrá el compromiso de las entidades originarias con sus territorios históricos"

La nueva entidad resultado de esta operación mantendrá el compromiso de las entidades originarias con sus territorios históricos, entre los que destacan Andalucía y Castilla y León, en cuyos mercados son líderes, y con sus zonas de actuación tradicional como Castilla-La Mancha, Extremadura o Madrid. En definitiva, esta operación permite a Unicaja Banco continuar avanzando en la dirección marcada por su Plan Estratégico 2017-2020, orientado a la consecución de un crecimiento rentable y a la creación de valor.

Instrumentación de la operación: Ecuación de canje

A raíz de esta operación de fusión, los accionistas minoritarios de EspañaDuero recibirán una acción de Unicaja Banco (de 1 euro de valor nominal), por cada 5 acciones de EspañaDuero (de 0,25 euros de valor nominal). En consecuencia, este colectivo, una vez finalizada la operación, pasará a ser titular de no más de 6,8 millones de acciones de Unicaja Banco (equivalente al 0,4% de su capital social), que, al cotizar en un mercado secundario, estarán dotadas de liquidez y generarán derecho al cobro de dividendo desde la fecha en la que se produzca el canje.

La atención al canje de las acciones de EspañaDuero está prevista que se realice con acciones de Unicaja Banco en autocartera, por lo que no resultará necesario efectuar una ampliación de capital.

La ecuación de canje acordada ha sido considerada equitativa para los accionistas de ambas entidades, según los informes emitidos (fairness opinions), respectivamente para Unicaja Banco y EspañaDuero, por Rothschild y Alantra Corporate Finance.

Calendario de ejecución de la operación

Tras la aprobación del proyecto de fusión, Unicaja Banco y EspañaDuero solicitarán al Registro Mercantil la designación de un experto independiente para la elaboración del informe de evaluación del proyecto de fusión.

Una vez obtenido este pronunciamiento, la fusión por absorción será sometida a aprobación por parte de las Juntas Generales de Accionistas de Unicaja Banco y EspañaDuero, previstas durante el primer cuatrimestre del presente ejercicio. Su formalización quedará supeditada a la concesión de las autorizaciones preceptivas de las autoridades reguladoras y supervisoras. Se considerarán como balances de fusión los cerrados a 31 de diciembre de 2017, y se tomará el 1 de enero de 2018 como fecha de referencia a efectos contables.

Creación de una única entidad bancaria

Esta operación conlleva la creación de una entidad unitaria bajo un único esquema de gestión y gobernanza que permitirá continuar avanzando en la mejora de la eficiencia, manteniendo vigentes los atributos de solvencia y solidez financiera, cercanía, vinculación a los territorios de origen y servicio al cliente, que caracterizan al Grupo Unicaja Banco.

Según ha informado Unicaja Banco a través de un comunicado la fusión posibilitará, adicionalmente: 1) la consecución de sinergias añadidas a las materializadas mediante la integración operativa y tecnológica ya efectuada; 2) la racionalización de la estructura de costes, a través del aprovechamiento de las economías de escala y de la plena integración digital; y 3) la optimización de los recursos materiales y humanos de la entidad resultante, en línea con las mejores prácticas sectoriales.

Culminación del proceso de reestructuración y recapitalización de EspañaDuero

Esta operación supone la culminación del proceso de integración de ambas entidades, que han venido trabajando bajo el esquema de matriz-filial desde la adquisición de EspañaDuero por parte de Unicaja Banco en marzo de 2014 y avanzando, de forma escalonada, en su integración operativa y tecnológica.

El proyecto de fusión ha sido aprobado por los Consejos de Administración de ambas entidades una vez ultimado materialmente el proceso de reestructuración y recapitalización de EspañaDuero, que ha incluido la devolución íntegra y anticipada al FROB, por parte de Unicaja Banco, de los 604 millones de euros en ayudas que EspañaDuero recibió en 2013 -de forma previa a que Unicaja Banco se hiciera con su control-, y la adquisición, por parte de Grupo Unicaja Banco, de la participación (concretamente el 12,5% del capital social) que, con carácter temporal, ostentaba el citado organismo en EspañaDuero. En este contexto, cabe destacar el compromiso de garantía adquirido por Unicaja Banco, mediante acuerdo de su Junta General de Accionistas de fecha 10 de octubre de 2017, respecto de las obligaciones asumidas por EspañaDuero.

Consolidación de Unicaja Banco como entidad de referencia

Esta operación supone una oportunidad estratégica, recogida en el Plan de Negocio 2017-2020 de Unicaja Banco, para reforzar su posición como entidad de referencia del sistema financiero español, con un volumen de recursos administrados de 57.355 millones de euros y más de 3 millones de clientes, líder en sus territorios de origen, con una cuota de mercado del 13% en depósitos y del 10% en crédito en Andalucía y del 22% y 15%, respectivamente, en Castilla y León, una plantilla de 7.247 profesionales y una red de 1.245 oficinas (con datos a septiembre de 2017), distribuidas principalmente en Andalucía, Castilla y León, Madrid, Castilla-La Mancha, Extremadura y, en menor medida, en otras Comunidades Autónomas.

El Presidente de Unicaja Banco, Manuel Azuaga, ha señalado que “esta operación permitirá la cristalización de sinergias, la reducción de costes y el aumento de la rentabilidad de la entidad resultante, al tiempo que supone una oportunidad de generación de valor para los clientes, accionistas y empleados de las entidades originarias”.

En esta línea, ha reafirmado el refuerzo de las líneas de colaboración con las autoridades regionales y locales “como parte del mantenimiento del compromiso histórico con el desarrollo económico y social de las zonas tradicionales de actuación, especialmente Andalucía y Castilla y León, territorios de origen”.

Manuel Azuaga ha destacado, asimismo, que “en este proceso, Unicaja Banco ha utilizado de forma eficiente los fondos captados en su salida a Bolsa” y ha apuntado que “la fusión, una vez sea efectiva tras la obtención de las autorizaciones pertinentes, dará respuesta a las previsiones contenidas en el Folleto de emisión”.

Por su parte, la Consejera Delegada de EspañaDuero, María Luisa Lombardero, ha afirmado que “con esta operación, EspañaDuero se asegura mantener el vínculo con su territorio de origen, integrada en una entidad que se ha caracterizado por su solidez financiera, su calidad de balance y su acertada gestión comercial y del riesgo”.

La consejera delegada ha recordado que la aprobación del acuerdo del proyecto de fusión “forma parte del proceso ya anunciado en octubre, por el que EspañaDuero, integrada de forma plena en Unicaja Banco, mantendrá su situación de liderazgo en el mercado de Castilla y León con un potente equipo de profesionales y una red comercial que verá reforzada su actividad con una gama de productos y servicios más amplia, manteniendo su arraigo regional como base de su atención personalizada al cliente”.

Mª Luisa Lombardero ha insistido en la oportunidad que supone la fusión tanto para los accionistas minoritarios de EspañaDuero, por su acceso al mercado secundario, como para los clientes, quienes se verán beneficiados por los proyectos de transformación digital y de dinamización comercial, puestos en marcha por Unicaja Banco, que permitirán ajustar la oferta de servicios y productos a sus necesidades. Adicionalmente, la sociedad castellano-leonesa se verá igualmente beneficiada por las iniciativas que la entidad resultante desarrolle en materia de responsabilidad social corporativa (educación financiera, estudios económicos regionales o proyectos de interés social, entre otros).

Contenido Patrocinado

Fotos

Vídeos