Unicaja Banco ya cotiza en Bolsa

El presidente de Unicaja Banco, Manual Azuaga (izq.), junto al consejero y el director financiero de la entidad durante el acto simbólico del toque de campana. / JOSÉ RAMÓN LADRA

Unicaja comienza hoy su etapa como banco cotizado con el 48,3% de su capital en Bolsa

José Vicente Astorga
JOSÉ VICENTE ASTORGA

El toque de campana que simboliza el inicio de la cotización de Unicaja Banco se ha producido este mediodía en la sede de la Bolsa en Madrid. Unicaja Banco, séptima entidad financiera del país por su volumen de activos, prevé colocar entre inversores institucionales un 48,3 por ciento de su capital, un porcentaje que podría verse ampliada hasta el 50,3 en función de cómo evolucione la cotización en el próximo mes. El estreno bursátil llega mediante una Oferta Pública de Suscripción (OPS) para cubrir el 40,4 por ciento de una ampliación de capital dirigida exclusivamente a inversores instituciones y cuyo folleto se dio a conocer el pasado día 15 de junio. Sólo dos días después esos fondos y entidades nacionales y extranjeras ya habían completado el cuaderno de ofertas no vinculantes que reflejaba el trabajo final de prospección realizado en Europa y EE UU por el sindicato de bancos colocadores que asesoran a Unicaja en su salida a Bolsa y aseguran la operación.

Pese al interés demostrado por los inversores, la cotización parte de un precio inicial de 1,1 euros por acción, el más bajo de la franja orientativa anunciada en su momento por la entidad, entre 1,1 y 1,4 euros. Con la cotización inicial en la parte baja, los 625 millones de títulos que se ofrecen a los inversores elevarían a 688 millones los recursos brutos que obtiene el banco malagueño. El valor inicial de la acción supone otorgar a la entidad una valoración de 1.703 millones, el equivalente a 0,44 veces su valor contable, estimado en 3.000 millones y al que se suman los recursos captados en la ampliación. La base accionarial que cotice en el mercado podría verse incrementada en un 10 por ciento si los bancos aseguradores, encabezados por Morgan Stanley, hacen uso a lo largo de julio de su facultad discrecional de acudir conjuntamente a una sobresuscripción para estabilizar la cotización, llegado el caso.

La salida a bolsa del grupo financiero que integran Unicaja y Banco Ceiis busca conseguir liquidez para devolver al Frob los 604 millones de euros que el Estado a Banco Ceiss y cumplir también con el compromiso con los antiguos preferentistas de la entidad castellana –actuales titulares del 4,5 por ciento de la entidad– de ofrecerles una vía para transformar en dinero sus títulos. Reducir el porcentaje de participación de la fundación bancaria Unicaja al entorno del 50 por ciento (ahora posee 86,7 del capital) es otro compromiso exigido por la regulación legal que transformó las antiguas cajas en bancos.

Unicaja Banco se muestra convencida de que la salida a Bolas «fortalecerá el crecimiento a medio y largo plazo de la entidad, que encara esta nueva etapa con el foco en el desarrollo de su negocio nacional, donde ocupa una clara posición de liderazgo en sus regiones de origen Andalucía y Castilla y León». En ese sentido, el grupo se propone entre otros objetivos cara al año 2020 alcanzar una rentabilidad sobre recursos propios superior al 8 por ciento, destinar al pago de dividendos en efectivo el 40 por ciento de su resultado atribuido y mantener una ratio de capital de calidad por encima del 12 por ciento.

Noticias relacionadas

Contenido Patrocinado

Fotos

Vídeos