Banco Sabadell ganó 801 millones el año pasado, un 13% más

El presidente de la entidad, Josep Oliu, asegura que no se siente «exiliado» en Alicante tras el traslado de sede

AMPARO ESTRADA

madrid. Banco Sabadell ganó 801,5 millones de euros en 2017, un 12,8% más que el año anterior y un millón por encima del objetivo que se habían marcado. No obstante, los mercados reaccionaron ayer con una caída en la acción del 3,24%, en una jornada donde todos los bancos acabaron con descensos. El beneficio del Sabadell antes de impuestos disminuyó un 16,8% al haber aumentado casi un 54% las dotaciones y provisiones hasta los 2.196 millones de euros con las plusvalías generadas por diversas operaciones corporativas.

En la primera rueda de prensa de la entidad en Madrid tras haber trasladado su sede social de Barcelona a Alicante, su presidente, Josep Oliu, aseguró que no se siente «exiliado» en Alicante, donde su cuota de mercado ronda el 24% (en 2012 se hizo con la CAM), muy superior a la que tiene el banco en Cataluña. Oliu subrayó que «tendría que haber una razón muy de peso» para que la entidad volviese a llevar su domicilio social a Cataluña, aunque insistió en que la situación de nerviosismo y fuga de depósitos que se produjo tras el referéndum ilegal del 1-O se ha normalizado y han recuperado con creces el dinero que los clientes se llevaron. De hecho, el banco cerró el ejercicio con 1.200 millones de euros más en depósitos en Cataluña. «En estos momentos hay una normalidad absoluta y preveo que seguirá así en el futuro», dijo. Sobre el Banco Popular, Oliu reconoció que el Sabadell «no tenía la capacidad para asumir los riesgos» de esa entidad, pero que sabía que sería «un buen negocio para el Santander porque tenía el tamaño y la capacidad necesarias». La resolución del Popular fue, a su juicio, «un éxito» porque se recuperó la estabilidad financiera y todos los bancos están «en una posición más cómoda en el mercado». Es por ello que Oliu considera que la crisis financiera está «zanjada», aunque aún pueden quedar «flequillos».

Sabadell redujo el año pasado activos problemáticos en 2.191 millones de euros (el objetivo eran 2.000 millones), que alcanzan los 3.443 millones si se incluyen los aportados a Solvia Desarrollos. El banco todavía tiene en su balance 7.300 millones de activos adjudicados.

Contenido Patrocinado

Fotos

Vídeos