Diario Sur

Glass Gem, el maíz de colores

Glass Gem, el maíz de colores
  • Es una variedad única cuyos granos parecen gemas de vidrio

De artificial nada de nada. No es la obra de ningún artista o decorador, ni el resultado de ninguna manualidad, aunque muy probablemente servirían como elemento decorativo. Son mazorcas de maíz naturales. Pero ojo, tampoco son el resultado de ningún ensayo o experimento que haya conllevado una manipulación genética. Ni es un producto transgénico. Por mucho que puedan parecer, no son cristales ni cuentas de colores. Es maíz y el grano puede ser utilizado como tal.

Son el resultado de la paciencia y labor de Carl Barnes, un agricultor de Oklahoma y fitomejorador estadounidense de ascendencia mitad Cherokee y mitad escocesa e irlandesa. En su juventud se dedicó a profundizar en los conocimientos de sus antepasados y raíces Cherokee. Obtuvo un grado académico en agricultura y trabajó en el Servicio de Extensión Cooperativa así como en la Patrulla de Caminos de Kansas. Asimismo también trabajó en su granja junto con su esposa Karen. Fue en esta etapa de su vida donde selecciona y guarda diversas variedades ancestrales de maíz que se habían perdido con la reubicación de tribus nativas en el siglo XIX en lo que hoy es Oklahoma. Al mismo tiempo, Barnes empezó a seleccionar, guardar y replantar estas semillas de maíces nativos de particulares colores. Con el tiempo, fruta de la selección que efectuó, obtuvo maíces de múltiples colores tipo 'arco iris'. En 1994 compartió las semillas con un amigo, Greg Schoen. Este las plantó y con los años recibió nuevas y más completas muestras de este maíz. En 2005 comenzó a cultivar parcelas más grandes del maíz cerca de la de Santa Fe (Nuevo México), junto a variedades más tradicionales. Cuando el maíz 'arco iris' se mezcló con las variedades tradicionales se generaron nuevas cepas. Cada año de plantación sucesiva, el maíz mostraba colores y patrones distintos.

A la variedad Glass Gem no le caen bien las heladas, aunque crece bien en cualquier lugar con clima cálido y bastante sol. Normalmente crecen de dos a tres mazorcas por tallo. La altura de las plantas depende de la cantidad de agua.

Mucha gente lo usa para hacer harina de maíz que emplean en la elaboración de tortillas o sémola por su alto contenido de almidón. Si el maíz se cosecha cuando esta seco y marrón, se puede utilizar para hacer palomitas de maíz (aunque no salen con el color arco iris). Otro uso es el ornamental por su colorido. En Estados Unidos o Canadá se venden a un precio de 4,95 dólares unas 50 semillas.