El déficit caerá hasta el 4,4% a pesar del desvío de las comunidades autónomas

El presidente de la AIReF, José Luis Escrivá.
El presidente de la AIReF, José Luis Escrivá. / EFE
  • La AIReF estima "probable" que España cumpla con el compromiso del 4,6%, aunque estima que en siete regiones no se alcanzarán los objetivos presupuestarios para este año

La Autoridad Independiente de Responsabilidad Fiscal (AIReF) ha mejorado sus previsiones de déficit público en las distintas administraciones y ahora considera que es probable que España cumpla con los compromisos adquiridos ante la Comisión Europea para este año, donde se fijaba un desvío de las cuentas del 4,6% del Producto Interior Bruto (PIB). De hecho, el escenario central que maneja este organismo autonómo del Ministerio de Hacienda establece que el déficit podría llegar a caer al 4,4%, dos décimas mejor de las propias perspectivas marcadas por el Ejecutivo.

La AIReF ha modificado sus cálculos después de que el Gobierno aprobara el pasado viernes una nueva senda fiscal en la que se establecía un déficit del 2,2% para el Estado; del 1,7% para la Seguridad Social; del 0,7% para las comunidades; y un balance neutro en los ayuntamientos. Sin embargo, las estimaciones de la AIReF son muy diferentes, dependiento de las cuentas de la administración pública que se trate. El Estado y la Seguridad Social cumplirán sus objetivos casi con toda posibilidad, mientras que podría no ser así en los entes regionales.

En el caso de las comunidades autónomas, sus cálculos han empeorado ligeramente con respecto a sus últimas previsiones, al estimar que podrían rozar un déficit del 0,9% -en estos momentos se estima en el -0,87% del PIB-, y considera "muy improbable" el cumplimiento establecido del -0,7% para 2016. Este cambio de percepción se deriva del hecho de que es muy probable que siete regiones no alcanzcen sus objetivos presupuestarios: Extremadura, Murcia, Cantabria, Comunidad Valenciana, Aragón, Cataluña, Castilla La Mancha y Castilla y León. De hecho, esta última región, junto a Madrid y Andalucía han empeorado su panorama presupuestario a tenor de los datos recabados por la AIReF en el tercer trimestre.

Las cuentas de Madrid, Castilla y León y Andalucía se podrían haber visto perjudicadas en el tercer trimestre del año por el retraso en la percepción de determinados fondos europeos y otro tipos de ingresos presupuestados pero que no han recibido, así como por el incumplimiento de la regla de gasto, a pesar de que el conjunto de las comunidades ha ingresado los 1.400 millones de euros procedentes de la última liquidación del sistema de financiación. Desde la AIReF consideran que parte de ese capital se habría destinado a gasto, y no tanto a la contención del déficit público.

Las comunidades que se encuentran mejor situadas para llegar a fin de año con un descuadre similar al establecido del 0,7% son Galicia, Navarra, La Rioja, Baleares y Canarias. A estas regiones se podrían unir las de Asturias, País Vasco y Andalucía.

En el caso de las cuentas de la Administración Central, es probable que finalicen el ejercicio con un desvío del 2,2%, como estima el propio Gobierno, en buena medida debido a la mejoría de los recursos disponibles gracias a la modificación del sistema de pagos en el Impuesto de Sociedades, por el que las grandes empresas han realizado nuevos ingresos a cuenta desde octubre.

El déficit de la Seguridad Social sí podría situarse cercano al 1,6% del PIB, incluso una décima mejor de lo calculado por el Ejecutivo -su previsión es del 1,7%- por la relajación en los objetivos fijados para este organismo, así como por el menor gasto en el Servicio de Empleo Estatal, entre otras circunstancias.

Por su parte, los ayuntamientos seguirán este año en positivo, aunque el superávit no será tan relevante como el alcanzado en 2015. Para este año, la AIReF estima que se situé en el 0,4%, por debajo del 0,5% del año pasado.

Recibe nuestras newsletters en tu email

Apúntate