Diario Sur

Francia

Cuenta desde 1990 con un sistema de fondos solidarios para hogares de bajos ingresos que se destina al pago de facturas energéticas de familias que no pueden afrontarlos. Desde 2012 hay tarifas sociales para consumidores en situación de precariedad reconocida por la Administración, con descuentos en los primeros 100 kWh mensuales y un tope de entre 71 y 140 euros al año.