Diario Sur

La banca se deja otro 2% en las comisiones

Una clienta saca dinero en un cajero de Bankia. :: PAUL HANNA / reuters
Una clienta saca dinero en un cajero de Bankia. :: PAUL HANNA / reuters
  • La mayor parte del sector, que ha cobrado 6.868 millones a sus usuarios, mantiene el coste de los productos clásicos, pero cambia los de la inversión

  • Los planes de las entidades para retener a los clientes se imponen a la recomendación de elevar las tarifas

Los bancos españoles han vuelto a hacer caso omiso a las voces autorizadas que, sin llegar a exigir, les recomiendan tirar de las comisiones para sustentar el negocio financiero lastrado por los tipos de interés en mínimos históricos. Sus cuentas reflejan que los ingresos obtenidos por los servicios prestados ascendieron a 6.868 millones hasta septiembre. Este importe es un 2% inferior al registrado en los nueve primeros meses del año pasado, según los resultados publicados ante la CNMV en las últimas jornadas.

Este descenso choca con advertencias como la del presidente de la Asociación Española de Banca (AEB), José María Roldán, quien ya en abril anticipó que había que «cobrar comisiones por los servicios y los clientes deben acostumbrarse»; o más recientemente, la del economista jefe del BCE, Peter Praet, quien incidió hace un mes en la necesidad de acudir a los recursos que aportan estas tarifas ante la falta de rentabilidad.

Los expertos insisten en que la banca no puede permitirse ninguna licencia en este sentido, a tenor de cómo evoluciona el mercado con unos intereses que seguirán incluso negativos en 2017. Pero la actividad bancaria de las firmas en España que ya han rendido cuentas -sin incluir sus negocios extranjeros- parece menos gravosa para sus clientes que hace un año.

Entre los más grandes, sólo Santander ha conseguido aumentar la recaudación por comisiones. Lo ha hecho un 9% en el caso del negocio minorista ('retail'), a pesar de que la entidad ha conseguido que 1,5 millones de clientes se hayan adherido a la bonificada Cuenta 123, un producto que, indirectamente, sirve a la firma para generar ingresos por otras vinculaciones bancarias.

Fondos y planes, al alza

Sabadell ha mejorado la recepción de ingresos -en un 1,8%-, aunque lo ha conseguido a costa de sacrificar las tarifas que cobra por los servicios básicos y de incrementar las que aplica a la gestión de activos. En el primer caso, los relacionados con tarjetas, cuentas o pagos han retrocedido más de un 5%; y los ligados a los fondos de inversión, los planes de pensiones y los seguros han repuntado un 18,4%.

Esta estrategia comercial de atraer, o retener, a los clientes mediante una política de precios blanda y flexible en las gestiones del día a día, pero incrementando algunas partidas relacionadas con la gestión del patrimonio -los productos de inversión- se ha extendido en parte del sector. Por ejemplo, en CaixaBank, la recaudación por comisiones bancarias ha caído un 7,4% hasta septiembre, y las de los fondos un 7,2%; pero por los planes de pensiones ha aumentado un 19,6% y en seguros de no vida más de un 25%. La entidad presidida por Jordi Gual es la que más dinero recauda en comisiones de toda España (1.546 millones) al contar con el liderazgo en segmentos como el de las nóminas.

También BBVA reconoce en su informe periódico un descenso de estas partidas superior al 6,4%, aunque en este caso ligado «principalmente a fondos y valores y a operaciones de banca de inversión».

Bankia mantiene su programa de bonificación de tarifas para sus «clientes» -aquellos con los que tiene un trato habitual- y no tanto para los «usuarios» -quienes se acercan al banco esporádicamente-, una de las diferencias marcadas por el consejero delegado de la firma, José Sevilla, en sus intervenciones. Esta estrategia ha provocado una caída del 19% en la partida de comisiones ligadas a servicios bancarios, aunque en el caso de fondos y planes el retroceso ha sido inferior al 3%. Además, sus resultados muestran un descenso del 12,8% en los costes que se aplican para reclamar posiciones deudoras de los clientes.

En lo que respecta a Popular, el recorte de este epígrafe en sus cuentas trimestrales también es generalizada y lo ha hecho a un ritmo superior al 5,5% con respecto al año pasado. Lo mismo le ha ocurrido al otro banco mediano del sector, Bankinter, con un 4,2% menos en cobros, en su negocio español.

Kutxabank ha seguido por esta senda de reducción de los ingresos por esta vía -un 4,5% menos-, en buena medida «por la disminución de la comisiones de los fondos, afectadas por el entorno de los mercados», aclara la firma. Sin embargo, los cobros por la actividad de tarjetas ha crecido un 8,2%, «reflejo de la mejora del consumo» interno.

En términos relativos, Unicaja ha sido el banco que más ingresos ha registrado procedentes de las distintas tarifas que aplica a los clientes con respecto a los nueve primeros meses de 2015, al hacerlo en un 19%.