El Rincón Fertilidad, abocado a viajar a Lituania en febrero

Paula García. /Ñito Salas
Paula García. / Ñito Salas
Balonmano

El Zalgiris, rival en la Challenge Cup, descarta que los dos partidos del cruce se jueguen en la misma ciudad, por lo que habrá ida y vuelta

ENRIQUE MIRANDAMálaga

Ni jugar los dos partidos en Málaga, como se hizo en la primera eliminatoria ante el Metalurg macedonio, ni celebrar la eliminatoria íntegra en Lituania. La opción de que el Rincón Fertilidad Málaga juegue los dos partidos de su próxima eliminatoria en la Challenge Cup ante el ACME Zalgiris de Kaunas en una misma ciudad, y así abaratar costes de viajes y alojamiento, se desvanece. Por lo tanto, habrá eliminatoria con ida y vuelta y el conjunto malagueño de balomano femenino está abocado a viajar a Lituania en febrero, un desplazamiento largo, complejo y, sobre todo, caro.

El Zalgiris ya se ha puesto en contacto con el equipo malagueño para informarle de que su único planteamiento es que la eliminatoria del Last 16 se dispute a ida y vuelta, como es habitual. En concreto, el partido de ida que se disputará en Kaunas ha sido fijado para el sábado 3 de febrero. La vuelta por tanto se disputará en Málaga el siguiente fin de semana, el sábado 10. Es el único escenario que se plantea, porque la opción de adelantar el partido para coincidir con el viaje del Unicaja a Lituania en la Euroliga tampoco es viable.

Por tanto, los esfuerzos del Rincón Fertilidad Málaga se centran ahora en buscar las mejores combinaciones de vuelos para viajar a Kaunas. El club malagueño tiene que mirar cada euro del presupuesto que se gaste en este viaje, el más caro que hará esta temporada. Por ahora la idea del club es que viaje el equipo al completo, así como el cuerpo técnico, pero tampoco se descarta reducir el número de miembros de la expedición si no cuadran las cuentas.

Sede para el duelo de vuelta

El Rincón Fertilidad ha calculado que la eliminatoria le supondrá un coste de unos 10.000 euros, por lo que está tocando a todas las puertas posibles para encontrar ayudas o patrocinios que puedan hacer viable su concurso en la competición europea. Hay que recordar que es la primera vez que un equipo malagueño de balonmano compite en Europa, un enorme logro deportivo que a la vez conlleva un gran desembolso económico.

Que finalmente la eliminatoria vaya a tener partido de ida y vuelta al menos garantiza que la afición malagueña podrá ver en directo otra ronda de la Challenge Cup, en esta ocasión ante un rival de mayor entidad como el Zalgiris. Aunque el club juega sus partidos en Carranque, está abierto a llevar la eliminatoria a algún municipio malagueño que esté dispuesto a colaborar con los gastos, como se hizo en la primer ronda de la competición con Cártama.

Contenido Patrocinado

Fotos

Vídeos