Diario Sur

Beatriz González competirá en la pareja más joven de la élite del pádel

Beatriz González, en un entrenamiento el año pasado.
Beatriz González, en un entrenamiento el año pasado. / Ñito Salas
  • La joven malagueña, de sólo 15 años, cambia de compañera en el World Padel Tour para jugar con la onubense Elena Ramírez, de 20 años

A Bea González todavía hay muchas compañeras del circuito que la llaman cariñosamente ‘Beíta’. No es extraño, porque esta malagueña está rompiendo los umbrales de edad del pádel profesional y ya nadie duda que es una de las grandes promesas de este deporte a nivel internacional. La malagueña Beatriz González fue la temporada pasada la jugadora más joven en disputar el circuito profesional, cuando tenía solo 14 años. Entonces formaba una peculiar pareja con Paula Eyheraguibel, de 42 años. 26 años separaban a ambas jugadoras, la veterana con ocho campeonatos del mundo en su currículum y la joven malagueña, que tenía el cartel de mejor cadete de España.

Esta temporada, a sus 15 años, González ha cambiado de pareja de juego para formar la dupla más joven de la élite del pádel. Jugará junto a otra andaluza, la onubense Elena Ramírez, de 20 años. En el ‘top 20’ del pádel femenino no hay otra pareja más joven y juntas buscan esta temporada seguir avanzando en el circuito profesional, compitiendo contra las mejores jugadoras del mundo.

Madurez

Con este cambio, la malagueña, que acaba de fichar por la marca Star Vie, pierde la veteranía y experiencia que le aportaba Eyheraguibel –que, a sus 43 años, jugará esta temporada con otra argentina, Aranzazú Osoro, de 20 años–, y gana la energía y el arrojo de Elena Ramírez, además de la cercanía geográfica, ya que ambas son andaluzas. Junto a Eyheraguibel, la malagueña sumó la temporada pasada 840 puntos para colocarse en la 29.ª plaza de la clasificación, según los datos del World Padel Tour.

Unos buenos números, sobre todo para una joven que se ha mostrado muy superior en los torneos de menores –el fin de semana se impuso en la primera prueba del circuito andaluz en la categoría sub-18 en Granada–, pero que aún nota el salto con la categoría absoluta. A su juego rápido, agresivo e inteligente pese a su edad, le falta madurar para dar el salto definitivo que muchos esperan de ella.

La temporada del World Padel Tour que empieza en marzo determinará si el cambio de pareja deportiva le viene bien a ‘Beíta’, una jugadora llamada a alcanzar grandes logros en su trayectoria como profesional.

Temas

Recibe nuestras newsletters en tu email

Apúntate