Diario Sur

Dos penaltis en contra en tres minutos dejan sin el liderato al Marbella (2-2)

Un momento del partido de este domingo.
Un momento del partido de este domingo. / J. Rodríguez
  • El Marbella firma el primer empate de la temporada, contra el Jaén, en un partido muy extraño

El Marbella firmó el primer empate de la temporada, contra el Jaén, en un partido muy extraño. En el minuto 46 los locales vencían por 2-0 con tantos de Kike Márquez. Pero dos penaltis en sólo tres minutos metieron a los visitantes en el choque con el 2-2. Además,Lolo, que regresaba a gran nivel tras mes y medio lesionado, fue expulsado con media hora por jugar.

No decepcionó el cuadro marbellí, que con criterio trató de mover al Jaén. En la izquierda Neva mejoró sus prestaciones sustituyendo al lateral Andrés Sánchez, aunque no se compenetró con Kike Márquez como lo hacía el murciano. El intercambio de posición de Añón con el ‘10’ del Marbella fue fundamental. El capitán aparecía con peligro por el flanco zurdo y Kike hacía estragos con su desborde en la media punta. Petcoff dejó al gaditano solo ante Felipe Ramos y le batió por bajo. Su celebración fue contenida consciente de las críticas y su suplencia la pasada semana.

Sin embargo, se desquitó con una actuación notable. El Jaén respondió con dos acciones en los últimos cinco minutos de la primera parte, con dos intervenciones extraordinarias de Guille Lara.

El Marbella tuvo una salida fulgurante tras el descanso. En un minuto parecía sentenciar el duelo. En un balón medido de Añón, para que Kike Márquez superara a Felipe Ramos, llegó el 2-0. No se le podía poner mejor el choque a los costasoleños hasta que llegaron tres minutos fatídicos. Ni el aficionado jiennense más optimista era capaz de imaginar que dos penaltis consecutivos les servirían para igualar el encuentro. El primero sorprendió a todos, en un salto limpio de Añón con Cifu. Santi estrechó el marcador superando a Guille Lara, que no adivinó el lado del lanzador.

Inmediato castigo

Saque de centro, nuevo robo del Jaén y, en un balón colgado a Orbegozo, Hernández Maeso volvió a dirigirse al punto de penalti. Delmonte agarró al ex del Marbella y el colegiado no dudó. Santi lanzó la pena máxima otra vez a la derecha del cancerbero y puso el 2-2. El golpe más duro estaba por llegar. En una falta en el centro del campo sin aparente incidencia, hasta que el árbitro mostró la segunda amarilla a Lolo que parecía la víctima del lance. Quedaba media hora por jugar y el Marbella debía defender un punto en inferioridad numérica.

El Jaén tuvo dos ocasiones muy claras para marcar casi en la línea de gol, pero la última fue para los locales: una pelota a la carrera en el minuto 93 para Kike Márquez, que se llevó en velocidad a su par, pero en el ‘mano a mano’ Felipe Ramos le adivinó el tiro. Del hipotético éxtasis de haber podido ganar en el último suspiro con un ‘hat-trick’ de un enérgico Kike Márquez a firmar un empate, el primero de la Liga para el Marbella, que ya no es líder.