COSTA DEL GOLF

El Open de España sigue en el aire pese al interés del Circuito Europeo

El torneo se celebraría en el RACE después del interés mostrado por la federación madrileña, dispuesta a inyectar parte de su presupuesto a la RFEG. :: sur
/
El torneo se celebraría en el RACE después del interés mostrado por la federación madrileña, dispuesta a inyectar parte de su presupuesto a la RFEG. :: sur

La RFEG, apoyada por Madrid, negocia contrarreloj para rescatar el torneo, que no se celebró el año pasado por primera vez desde 1965

ALBERTO GÓMEZ

Cuando parecía que el Open de España volvería a quedar desterrado del calendario europeo este año, después de que no se celebrase la temporada pasada por falta de patrocinadores, llegan buenas noticias. La Real Federación Española de Golf (RFEG) negocia contrarreloj para recuperar el torneo este mismo año. El reto pasa por cuadrar el presupuesto, cerrar los detalles logísticos y asegurar la participación de jugadores que atraigan público, como Sergio García, Jon Rahm, Rory McIlroy u otras estrellas internacionales. El Circuito Europeo, que siempre ha mostrado su interés por mantener el campeonato, guarda una fecha: del 12 al 15 de abril, justo después del Masters de Augusta.

El Open de España no se celebró el año pasado por primera vez desde 1965, entre las críticas de varios jugadores españoles a la RFEG por su incapacidad para encontrar patrocinadores, algo que sí ocurrió con el Andalucía Masters, impulsado por la Junta de Andalucía y por la Fundación Sergio García y celebrado en Valderrama, y el Open de España femenino, que en las últimas dos ediciones ha tenido lugar en la provincia de Málaga tras el acuerdo alcanzado entre la Junta, la Diputación y la Mancomunidad de Municipios de la Costa del Sol Occidental. Creado en 1912, el torneo lucía una gran solera y había vivido momentos de gloria de manos de Severiano Ballesteros, que llegó a ganarlo en tres ocasiones, o del propio García.

Estos días las reuniones se suceden en los despachos para cerrar a tiempo una nueva edición que garantice la continuidad del Open después del batacazo experimentado en 2017. Paradójicamente, mientras el torneo por excelencia celebrado en suelo español sufría los recortes de la RFEG, que alegaba que resultaba &ldquouna irresponsabilidad&rdquo organizar el torneo sin patrocinadores y que prefería destinar su presupuesto a inversiones en la cantera, los jugadores de la 'Armada' brillaban como nunca en lustros; la eclosión de Jon Rahm, la victoria de García por primera vez en un 'major' y una nueva hazaña de Azahara Muñoz en Guadalmina encabezan la lista de éxitos del golf español la temporada pasada.

Ha sido la federación madrileña de golf la que ha abierto la puerta a la posibilidad de celebrar el Open de España este año. Sin marcas que aporten lo suficiente, los técnicos negocian con pequeños patrocinadores después de saber que la federación madrileña está dispuesta a inyectar medio millón de euros a la RFEG para organizar el campeonato. El Circuito Europeo, muy interesado en mantener la marca Open de España que tantos capítulos de oro ha escrito en la historia del 'tour', también estaría dispuesta a aportar cerca de un millón de euros, la misma cantidad que el torneo repartiría en premios (la mitad de lo que repartió en su última edición, en 2016, algo que complicaría las conversaciones para atraer a figuras de primer nivel).

El torneo, lógicamente, se celebraría en Madrid. Todas las miradas están puestas en el RACE, cuya junta directiva aún debe dar luz verde para que el recorrido sea sede del torneo, algo que no resulta fácil debido al escaso margen existente para acondicionar las instalaciones al nivel que exigen los campeonatos del Circuito Europeo y que probablemente supondrá un desembolso económico por parte del club, que cuenta con unos 21.000 socios.

Tampoco está clara la participación de grandes estrellas. Jon Rahm, que no tuvo fortuna en su primera participación en un torneo profesional en suelo español al no pasar el corte en el Andalucía Masters de Valderrama el año pasado, ha mostrado su disposición a participar en el Open, pero ni Sergio García, que defiende título en Augusta, ni Miguel Ángel Jiménez, más centrado en recuperarse de sus últimos problemas físicos para volver al circuito sénior, que alterna con los campeonatos profesionales, han confirmado su presencia en Madrid. A estas alturas de la temporada, los jugadores tienen ya cerrado su calendario, con torneos en Estados Unidos y compromisos con patrocinadores.

Contenido Patrocinado

Fotos

Vídeos