El golf español busca la cuadratura del círculo en el Andalucía Masters

Los jugadores españoles que tomarán parte en el torneo que comienza hoy posan en Valderrama, con José María Olazabal en el centro. /RC Valderrama
Los jugadores españoles que tomarán parte en el torneo que comienza hoy posan en Valderrama, con José María Olazabal en el centro. / RC Valderrama

Sergio García y Jon Rahm lideran el asalto de la ‘Armada’ al torneo, que se disputa desde hoy en el mítico trazado de Valderrama

Alberto Gómez
ALBERTO GÓMEZ

La épica victoria de Sergio García en el Masters de Augusta, la irrupción de Jon Rahm en pleno olimpo del golf y el reciente éxito de Azahara Muñoz en el Open de España coronan una temporada inolvidable para la ‘Armada’. Pero el hambre de títulos de los jugadores españoles no cesa. Esta semana se dan cita en Valderrama, el campo talismán que vio ganar la Ryder a una Europa capitaneada por Seve Ballesteros, con motivo del Andalucía Masters. García y Rahm, sucesores de la época dorada que Ballesteros brindó al golf nacional junto a José María Olazabal y Miguel Ángel Jiménez, inician hoy la conquista de un torneo cargado de simbolismo.

Alejandro Cañizares, como en casa

Alejandro Cañizares será el único malagueño que participe en el torneo debido a la ausencia de Miguel Ángel Jiménez, que esta semana disputa los ‘play offs’ del PGA Tour Champions, el circuito de veteranos que compagina con los torneos profesionales. ‘Cañi’ conoce bien el campo de Valderrama, donde se entrena cada vez que está en casa, pero prefiere despojarse de cualquier expectativa: «Solo quiero hacerlo lo mejor posible, jugar mi golf. Me encanta este campo y estoy jugando mejor, me siento más confiado. Una semana buena aquí me puede ayudar mucho, y vendrán mis amigos. Quiero disfrutar».

El campeonato, perteneciente al Circuito Europeo, supone la constatación de una realidad que colea desde hace meses; España recupera a pasos agigantados su condición de referente del golf mundial, y no solo por las conquistas deportivas. La celebración del Andalucía Masters, patrocinado por la Consejería de Deporte y Turismo de la Junta, vuelve a situar a la Costa del Sol en el mapa de los torneos profesionales de primer nivel, que cada semana constituyen un impagable foco de atención para millones de personas en todo el planeta. No hay mejor momento para certificar el relevo de la mítica pareja formada por Ballesteros y Olazabal, ahora recordados en un pletórico Sergio García, aún con la aureola de ser el primer ganador español de un ‘major’ desde 1999, y de Jon Rahm, número cinco del mundo y que en Valderrama juega su primer torneo profesional en suelo nacional tras arrasar en el Circuito Europeo y el PGA Tour. Ninguno huye de la expectación creada y estos días de preparación ya han coqueteado con la idea de formar pareja en la Ryder «como Seve y Chema».

Nombres ilustres

Ambos, asentados en el ‘top 15’ de la clasificación, lideran el asalto de la ‘Armada’ al siempre complicado trazado de Valderrama. Pablo Larrazábal, Alejandro Cañizares, Álvaro Quirós, Gonzalo Fernández-Castaño o el propio Olazabal, que en los últimos días ha bromeado sobre su estado de forma tras varios meses de parón, son otros de los nombres ilustres que integran la representación española en el torneo, formada por hasta casi una veintena de jugadores. No lo tendrán fácil. Frente a ellos habrá tres ganadores de ‘majors’, excluyendo a García y Olazabal (Padraig Harrington, Danny Willet y Martin Kaymer), y golfistas que cuentan con al menos un título en su vitrina esta temporada, como Matt Wallace, Renato Paratore, Edoardo Molinari, Julian Suri, Andrés Romero o Romain Wattel.

El torneo constata que España ha recuperado su condición de referente del golf mundial

Rahm confesó ayer su ilusión por disputar un torneo por primera vez en España como profesional: «Me emociona mucho jugar en mi país, al que tantas veces he representado como ‘amateur’. Me encuentro más descansado de lo que pensaba, sólo con lo bien que se come aquí ya da alegría». En apenas quince meses desde su acceso al profesionalismo, el jugador vasco ha logrado situarse en la quinta plaza del ‘ranking’ mundial y ganar en el PGA Tour (Farmers Insurance Open) y en el Circuito Europeo (Open de Irlanda). El joven golfista español, considerado por muchos el próximo Tiger Woods, vaticina cuatro días de espectáculo: «Me encantan los campos clásicos como Valderrama en los que hay que pensar, puedes pegar muchos tipos de golpes en cada hoyo y siempre hay diferentes estrategias. Son golf en estado puro».

Alejandro Cañizares, ayer durante el ‘pro-am’.
Alejandro Cañizares, ayer durante el ‘pro-am’. / RC Valderrama

Como Rahm, Sergio García llega al Andalucía Masters con el objetivo de ganar la Carrera a Dubái, para la que únicamente restan tres torneos: «Ha sido un año increíble con muchísimas cosas preciosas y probablemente sea la mejor temporada de mi carrera, pero hay que seguir. Que nosotros, como golfistas, podamos aportar siete victorias es algo increíble y la gente le tiene que dar el mérito que corresponde». El jugador castellonense, cuya chaqueta verde aún destella en la memoria de los aficionados españoles, ejerce de anfitrión en Valderrama de la mano de su fundación, que destinará la recaudación del torneo a la Unidad de Rayos del Hospital Universitario La Paz.

García ya ganó el Andalucía Masters hace seis años y parece toda una vida: «Desde entonces tengo una chaqueta verde, me he casado y voy a ser padre». El de Borriol llega a Valderrama con molestias en la muñeca izquierda que le impiden practicar el juego largo con normalidad pero con ilusión y experiencia de sobra para saltar hoy al campo como favorito, siempre que la lluvia lo permita.

Fotos

Vídeos