Diario Sur

COSTA DEL GOLF

Jugar al golf alarga la esperanza de vida

  • Un estudio de la Universidad de Edimburgo confirma que la práctica de este deporte mejora la salud física y mental

The British Journal of Sports Medicine, una de las publicaciones más importante del mundo en materia de medicina deportiva, se hizo eco el mes pasado del estudio de la Universidad de Edimburgo (Escocia), dirigido por el doctor Andrew Murray, en el que se especifican los beneficios del golf en la salud de las personas y se detallan los motivos por los que este deporte «ayuda a alargar la esperanza de vida».

La prestigiosa publicación británica ha dado espacio al estudio, cuya conclusión es, entre otras, que «los profesionales y políticos deben motivar a la gente a jugar al golf, debido a la mejora de la salud física y mental» que conlleva la práctica de este deporte, y a «su posible contribución al aumento de la esperanza de vida».

Asimismo, entre las conclusiones de la investigación se encuentra la importancia del golf «en el fortalecimiento muscular, en la mejora del equilibrio y en la prevención de lesiones». Este proyecto de investigación, titulado 'Golf & Health Project', se realizó bajo la supervisión de destacados académicos internacionales como la profesora Nanette Mutrie Liz Grant, y pasa por ser el más completo sobre golf y salud. En total, el estudio consta de 5.000 folios en los que se detalla el impacto del juego en la salud y su papel en la prevención de enfermedades y en la gestión de lesiones asociadas.

El tres veces ganador de un 'major' y embajador de The World Golf Foundation (WGF) Padraig Harrington espera que la investigación contribuya a demostrar el impacto positivo que un deporte como el golf puede tener en la vida de las personas. «Este proyecto supone un importante paso adelante en el intento de arrojar luz sobre los beneficios de nuestro deporte», indicó el ganador de catorce pruebas del Circuito Europeo. «Estoy muy contento de estar involucrado como embajador, y espero ayudar a difundir este mensaje», dice.

«Para mí estar sano y feliz es clave para disfrutar de mi propio juego; a lo largo de mi carrera he visto de qué forma el golf puede impactar en el bienestar de la gente, y es el momento de hacer llegar ese mensaje», añadió. Estos beneficios incluyen mejoras en la esperanza y en la calidad de vida, así como beneficios para la salud física y mental. La práctica del golf ayuda a disminuir el riesgo de enfermedades crónicas graves como la diabetes tipo dos, ataques al corazón, cáncer de colon y de mama. Además, esta investigación demuestra el impacto positivo que el golf tiene sobre las personas con colesterol alto.

Ocho embajadores

El proyecto se pone en marcha con el apoyo del Circuito Europeo y de las principales organizaciones de golf, y cuenta con el respaldo de sus ocho embajadores mundiales: Aaron Baddeley, Annika Sorenstam, Brooke Henderson, Gary Player, Ryann O'Toole, So Yeon Ryu, Padraig Harrington y Zach Johnson. Entre todos ellos suman victorias en 30 'majors' y 350 torneos. «Estoy muy contento de ser embajador de este proyecto», explicó Gary Player.