Diario Sur

COSTA DEL GOLF

García y Cabrera-Bello, clasificados para disputar la Ryder Cup este año

García y Cabrera-Bello, durante los Juegos Olímpicos de Río de Janeiro, donde también fueron los dos únicos españoles en clasificarse. :: sur
García y Cabrera-Bello, durante los Juegos Olímpicos de Río de Janeiro, donde también fueron los dos únicos españoles en clasificarse. :: sur
  • Ambos golfistas, clasificados por su posición en el 'ranking' mundial, serán los únicos integrantes españoles del combinado europeo

Sergio García y Rafa Cabrera-Bello formarán parte del equipo de la Ryder Cup que del 30 de septiembre al 2 de octubre defenderá los colores de Europa frente al combinado estadounidense en el recorrido de Hazeltine National, en Minnesota, capitaneados por el norirlandés Darren Clarke, que el mes pasado reveló los nombres de los tres jugadores de su libre designación. Finalmente, el malagueño Miguel Ángel Jiménez no dispondrá de una plaza en el combinado europeo, que estará compuesto por Rory McIlroy (Irlanda), Danny Willet (Gran Bretaña), Henrik Stenson (Suecia) y Chris Wood (Gran Bretaña), clasificados a través del 'ranking' del Circuito Europeo; Sergio García, Rafa Cabrera-Bello, Justin Rose (Gran Bretaña), Andy Sullivan (Gran Bretaña) y Matthew Fitzpatrick (Gran Bretaña), que se han ganado su plaza a través de la clasificación mundial; y Lee Westwood (Gran Bretaña), Thomas Pieters (Bélgica) y Martin Kaymer (Alemania), elegidos por el capitán.

Especialmente curioso es el caso de García, que afrontará su octava participación en la Ryder. El jugador castellonense, que ha ganado en cinco ocasiones esta competición como jugador, también estuvo como vicecapitán en el éxito del 2010 y es uno de los golfistas más laureados de la historia de la Ryder. 'El Niño' buscará volver a levantar el trofeo, algo que hizo por última vez en la anterior edición, que se disputó en Gleneagles: «La Ryder Cup me vuelve loco, no hay nada igual. Me siento muy orgulloso de volver a formar parte del equipo europeo. Será mi octava edición como jugador y novena consecutiva, ya que en 2010 fui vicecapitán a las órdenes de Monty (Colin Montgomerie). No se puede comparar con ninguna competición, es única y muy especial. Es imposible expresar con palabras lo mucho que significa para mí. Guardo muy buenos recuerdos y fantásticas experiencias que nunca olvidaré, desde la primera que jugué en 1999 a la última en 2014. En la Ryder Cup representas a un continente y juegas por un equipo, lo que la hace todavía más especial; siempre estás pensando en tus compañeros e intentas hacerlo lo mejor posible, lo das todo, y el apoyo del público es increíble».

Por su parte, Cabrera-Bello debutará en este competición. El jugador canario es el primer debutante español en la Ryder desde 1999. «Crecí viendo la Ryder Cup y creo que es, sin ninguna duda, la competición de golf más apasionante. Cuando la veía en televisión soñaba con jugarla algún día. La aportación de España a la Ryder ha sido muy importante; haberme clasificado significa mucho para mí», explica Cabrera-Bello, uno de los golfistas con mayor progresión de los últimos años.

La primera edición de la Ryder Cup se disputó en 1927 en el Country Club de Worcester (Massachusetts, USA) enfrentando a los equipos de Gran Bretaña y Estados Unidos, capitaneados por Ted Ray y Walter Hagen respectivamente. Los británicos sólo se impusieron en las ediciones de 1929, 1933 y 1957, celebradas en el Reino Unido, empatando en 1969 también en casa. De 1973 a 1977, a pesar de la inclusión de los jugadores irlandeses, Estados Unidos infligió tres derrotas consecutivas al combinado de Gran Bretaña & Irlanda y Jack Nicklaus sugirió a la PGA Británica ampliar el equipo al Viejo Continente, dado que los jugadores continentales dominaban el Circuito Europeo, o la Ryder desaparecería por carecer de interés.

En 1979, Seve Ballesteros y Antonio Garrido formaron parte del equipo que por primera vez representaba a Europa; desde entonces, la aportación de los jugadores españoles ha sido esencial en el desarrollo de la Ryder Cup, considerada actualmente como el tercer acontecimiento deportivo del mundo.