El dilema de Valverde en Leganés

Ernesto Valverde, en la sesión de entrenamiento de ayer. :: alejandro garcía. efe/
Ernesto Valverde, en la sesión de entrenamiento de ayer. :: alejandro garcía. efe

P. RÍOS BARCELONA.

Ernesto Valverde tiene un dilema en el regreso del Barça a una Liga que lidera con la seguridad que proporcionan los 31 puntos sumados de 33 posibles. El 'virus FIFA' no ha afectado en esta ocasión a las estrellas del equipo azulgrana. Luis Suárez no viajó con Uruguay para hacer dos semanas de trabajo específico con el objetivo de potenciar su rodilla dañada en la búsqueda de las sensaciones perdidas. Incluso el club logró que Messi sólo disputara uno de los dos amistosos de Argentina y haya podido disfrutar de dos días de descanso, todo un milagro en el apretadísimo calendario del '10', quien se entrena con sus compañeros desde el miércoles. Sin embargo, la única lesión de los internacionales pone en aprietos al técnico en una semana con tres desplazamientos importantes: Leganés, Juventus y Valencia.

Mascherano volvió de Argentina con una rotura fibrilar y estará cuatro semanas de baja. En principio no tendría que ser una ausencia preocupante porque ya no es el central titular, pero sí el primer recambio de Piqué y Umtiti. Y ahí llega el problema porque los dos citados tienen cuatro amarillas y están a una de la sanción. Si la ven en Butarque se perderían la visita al Valencia, segundo clasificado. Vermaelen es el siguiente de la fila. Con la selección de Bélgica sigue jugando y será titular en el Mundial de Rusia si nada se tuerce. Su calidad está fuera de toda duda y su experiencia en el Ajax y en el Arsenal, club del que era capitán, le acredita. Pero desde que llegó al Barça en 2014 no ha podido quitarse de encima la etiqueta de futbolista de cristal, frágil muscularmente, por lo que ofrece pocas garantías. Además, carece de ritmo competitivo debido a la inactividad por sus lesiones. No ha disputado ni un minuto en Liga, aunque sí compitió en Murcia en la Copa. Valverde debe valorar si le conviene reservar ya de inicio en Leganés a uno de sus dos centrales titulares, pensando también en la acumulación de esfuerzos con esa visita a la Juventus en la Champions.

Además del veterano defensa argentino, tampoco podrán jugar por lesión Sergi Roberto, André Gomes, Rafinha y Dembélé, por lo que Valverde no podrá esconder demasiado sus cartas. Sus rotaciones suelen estar dirigidas al lateral derecho y al extremo derecho, pero sin los citados, Semedo y Deulofeu tienen más números que otros para jugar. Habrá que ver si Alcácer, la sorpresa en ese sentido ante el Sevilla, tiene continuidad junto a Messi y Luis Suárez tras sus dos goles decisivos.

El Leganés es el equipo revelación, aunque viene de perder dos partidos seguidos a domicilio, eso sí, en dos estadios tan complicados como los del Sevilla (2-1) y Valencia (3-0). Suma 17 puntos, como la Real Sociedad, que es séptima. La pasada temporada cayó 1-5 ante el Barça, quizás pagando la novatada del estreno en Primera. Asier Garitano tiene otro plan basado en los contragolpes y en su excelente sistema defensivo que le permite ser el tercer equipo menos goleado (8) por detrás de Barça (4) y Atlético (6). El Barça abre el fuego de los aspirantes al título en esta jornada por lo que tiene la posibilidad de presionar a sus perseguidores, el Valencia y el Real Madrid, que por la noche visita al Atlético.

Más

Contenido Patrocinado

Fotos

Vídeos