Diario Sur

FÚTBO SALA

Valioso empate del UMA Antequera, que sigue invicto

El UMA Antequera firmó ayer un empate (4-4) en la pista del Rivas Futsal tras un duelo en el que tuvo sus opciones pese a las situaciones adversas que se le presentaron. Valioso empate del conjunto malagueño a domicilio, que le permite mantenerse invicto en la Segunda División del fútbol sala.

La primera parte fue igualada, con ambos equipos controlándose y buscando la portería contraria. Comenzaron dominando los malagueños pero pronto su rival se metió en el partido y dispuso de ocasiones claras. Faltaba el gol y, tras un par de avisos del anfitrión, acabó cayéndole en contra. Una jugada de córner la ejecutó Tete hacia la zona donde llegaba Óscar, que tocó de primeras adelantando a los suyos. Reaccionó el Rivas con un par de aproximaciones consecutivas pero aumentaron el castigo los visitantes. Un esférico en largo de portería a portería salió a despejarlo con la cabeza Vélez pero tras tocar en Santi, cayó a los pies de Da Silva. Este solo tuvo que definir con una suave vaselina.

De nuevo en acción, salieron los locales con ganas y en apenas dos minutos igualaron la contienda. Marcó primero Gaby al aprovechar un rechace tras intento de Manu y empató este último poco después pegándole cruzado abajo. Con el empate, comenzaron a ganarse el sueldo los porteros. Todo estaba abierto, intenso. Y se revolucionó aún más con la expulsión por doble amarilla de Miguel. En superioridad los madrileños gozaron de dos claras, un lanzamiento al palo de Raúl y otro cruzado de Ibarra. No acertaron y respiraron aliviados los antequeranos.

Y en esa situación, con la tranquilidad que daba el hecho de que solo se podía mejorar, llegó el tercero. Una jugada ensayada de Tete tras falta la aprovechó de nuevo Da Silva para poner por delante a los suyos. A partir de ahí el choque fue del Rivas, que no tenía más remedio que arriesgar. Fue entonces cuando Cone se hizo enorme de nuevo para sacarlo todo menos el gol de Samuel. El jugador se apoyó en Raúl para recibir de nuevo y perforar la meta contraria.

No le valió con eso a los hombres de David Ramos. Una contra iniciada por Ibarra la convirtió Gaby en un 4-3 que parecía definitivo. Pero, al filo del tropiezo, encontraron cordura los malagueños. Una jugada donde movieron bien el esférico acabó finiquitándola David Velasco para darle un punto a cada contendiente.