Apoño, a la espera de conocer si podrá volver a jugar esta temporada

Expulsión de Apoño.
Expulsión de Apoño. / Ñito Salas
  • «Estás loco, eres un cagón, hijo de puta», recoge en el acta el árbitro como palabras del jugador malagueño

El centrocampista de El Palo Apoño está pendiente de conocer hoy las sanciones del Comité de Competición, que tendría que ser muy benévolo para que el jugador pudiera jugar al menos en la última jornada liguera (quedan dos).

Hay que recordar que Apoño fue expulsado en la segunda mitad del derbi del viernes ante el Marbella. El colegiado Carbonell Hernández recogió con crudeza sus palabras en el acta: «El dorsal n.º 10 de El Palo, Antonio Galdeano Benítez, se encaró hacia mi persona teniendo que ser sujetado por sus compañeros a la vez que gritaba a viva voz: 'Estás loco, eres un cagón, hijo de puta', teniendo que estar el juego detenido aproximadamente un minuto en espera que el citado abandonara el terreno de juego. Durante el resto del partido, dicho jugador presenció el choque en el acceso al túnel de vestuarios, haciendo caso omiso a las indicaciones del asistente, a la vez que le profería continuamente insultos tales como: 'Te voy a arrancar los pelos hijo de puta, vamos a mataros'. Entre los jugadores que se encontraban en el acceso a nuestro vestuario al finalizar el partido, pude identificarle, y salió al terreno de juego para dirigirse a mi persona a la vez que me gritaba a viva voz: 'Te has cargado el partido, eres un cagón, a ver si tienes cojones ahora de pasar que te vamos a matar, hijo de puta. Eres lamentable'».

El Palo hizo pública ayer la siguiente nota: «El jugador del C. D. El Palo Antonio Galdeano Benitez 'Apoño' desea comunicar a través de esta nota de prensa con respecto al acta emitida por el colegiado Carlos Alberto Carbonell, tras la finalización del partido ante el Marbella F. C., que lamenta profundamente los hechos acontecidos que perjudicaron al equipo y al club a su vez que defiende su inocencia sobre alguno de los actos allí recogidos. Tanto el jugador como el resto de la plantilla y allí presentes permitieron e incluso invitaron al trío arbitral a pasar a la caseta correspondiente en repetidas ocasiones llevándose una constante negativa por los colegiados. Esa y otras acusaciones indignan a esta entidad que quiere destacar sus principios y valores basados en el respeto a los demás».