Portugal legaliza desde hoy una limitada gestación subrogada

El Gobierno luso sólo permite el acceso a este derecho a las mujeres con problemas de infertilidad o sin útero

R. C.

La ley que legaliza el acceso a la gestación subrogada para las mujeres estériles en Portugal, entra en vigor hoy martes, después de que el decreto que regula su aplicación fuese publicado ayer lunes, en el Diario de la República. Según informa Efe, la norma permite el acceso a los llamados vientres de alquile, a las mujeres con problemas de infertilidad, que hayan nacido sin útero o con alguna lesión que les impida quedarse embarazadas.

Las parejas que quieran acceder a este procedimiento deberán acudir a un centro de reproducción asistida -público o privado-, para que sea probada la infertilidad de la madre genética y la situación psicológica de la madre gestante. Esta última no recibirá ningún pago, a excepción de los gastos médicos que conlleve la gestación subgogada.

La ley portuguesa limita el contacto de la madre gestante con el bebé al «mínimo indispensable» tras su nacimiento, debido a los «potenciales riesgos psicológicos y afectivos que esa relación supone, sin perjuicio de las situaciones en las que la gestante de sustitución es un familiar próximo», según dice la norma.

En todo caso privilegiará la relación con la madre genética y establece que los intereses del niño deben prevalecer por encima del resto. La ley que regula el acceso a los vientres de alquiler en Portugal ya fue aprobada en 2016, pero era necesario un decreto reglamentario que especificase su regulación, que fue aprobado en Consejo de Ministros el pasado junio.

En su momento, la norma generó polémica porque fue vetada por el actual presidente de Portugal, Marcelo Rebelo de Sousa, al considerar que existían «vacíos legales» sobre la salvaguarda de los derechos del niño al nacer y de la mujer gestante. El Parlamento aprobó una nueva versión para subsanar estos vacíos y la norma fue finalmente decretada por Rebelo de Sousa el 31 de julio de 2016.

Mientras, en España la gestación subrogada es ilegal y sólo el grupo parlamentario Ciudadanos, apoya que esta acción sea legalizada en España. Al otro lado, más de 50 organizaciones feministas y grupos LGTBI crearon el pasado mes de abril, la Red Estatal contra el Alquiler de Vientres para evitar su implantación.

Contenido Patrocinado

Fotos

Vídeos