F. D. Medina: la poesía es una explosión controlada

Francisco Daniel Medina y ‘Los conversos’, entre las novedades de poesía de la Librería Luces. / Paula Hérvele

El autor y músico malagueño reúne sus versos en ‘Las detonaciones’

Antonio Javier López
ANTONIO JAVIER LÓPEZ

Tiene el propósito de «hablar menos rápido y escuchar más a los demás». Se adivina un afán de tuétano y raíz en sus palabras, filtrado en su escritura de un modo quién sabe si inconsciente. El primer resultado es doble. Dos libros de poemas simultáneos y al mismo tiempo, contrapuestos: ‘Las detonaciones’ (Endymion) y ‘Los conversos’ (Sloper). El primero ha sido una de las sensaciones de la pasada Feria del Libro de Málaga y el segundo le ha convertido en el ganador la primera edición del Premio de Poesía La Bolsa de Pipas. Mejor será ir por partes.

El novelista y poeta hace doblete en los estrenos literarios con el poemario premiado ‘Los conversos’, recién llegado a las librerías

«En los últimos tres años he ido intercalando la escritura de mi obra narrativa con la escritura de poemas. En el primer ámbito mantengo una disciplina más estable y continuada, mientras que a la hora de escribir los poemas aguardo la llegada de cierta inspiración, que para mí tiene mucho que ver con un momento de mayor lucidez que me permite sintonizar con mi inteligencia sin interferencias», relata Francisco Daniel Medina, para quien el propio título de ‘Las detonaciones’ encierra su concepto de la labor poética.

«Para mí la poesía es un acontecimiento que interrumpe tu vida, algo así como un pico en un encefalograma emocional. Incluso el componente bélico de la palabra se acerca a mi idea de la poesía como un arma que puede servir para luchar contra determinadas situaciones que no nos gustan», acota el escritor y músico malagueño, que hace un par de semanas vio cómo la Librería Luces de la capital vendía casi 40 ejemplares de ‘Las detonaciones’ durante su presentación en la Feria del Libro prolongada hasta el filo de la medianoche.

Y si ‘Las detonaciones’ brota como una suerte de explosión controlada con Medina (Málaga, 1975) a modo de artificiero, ‘Los conversos’ ofrece un notable cambio de registro. «El libro intenta, de alguna manera, matar a la poesía para después resucitarla. Empleo el verso libre, pero huyo de la desvirtuación de la poesía, de ese tipo de poesía que casi parece prosa», avanza Medina sobre el poemario que acaba de llegar a las librerías de la mano de la editorial Sloper.

Francisco Daniel Medina, a pares

Título.
‘Las detonaciones’.
Editorial.
Endymion.
Género.
Poesía.
Número de páginas.
60.
Precio.
14 euros.
Título.
‘Los conversos’.
Editorial.
Sloper.
Género.
Poesía.
Número de páginas. 62.
62.
Precio.
10 euros.

Y aquí Francisco Daniel Medina hace un inciso: «Esta coincidencia ha sido como un espaldarazo a dos propuestas poéticas muy diferentes desde dos ámbitos muy distintos. Editar con Endymion me hacía especial ilusión por tratarse de una editorial con más de cincuenta años que se fundó en la posguerra en un ambiente en el que, después de años de censura, se respiraba un ansia por acceder a títulos y autores que habían estado vetados. Ahí han publicado autores de la talla de Rafael Alberti».

«Por su lado –sigue Medina– Sloper representa un poco el contrapunto, publicar en una editorial moderna e irreverente donde han publicado algunos de los autores jóvenes que más han dado que hablar en los últimos tiempos como Agustín Fernández Mallo, Ben Clark, Juan Vico o Carlos Maleno».

En racha

‘Los conversos’, además, se ha alzado con el primer Premio de Poesía La Bolsa de Pipas, promovido por la extinta revista literaria. Galardones, publicaciones a pares y una nueva obra narrativa cocinándose a fuego lento sitúan al músico y escritor malagueño en una racha editorial hasta ahora inédita en su ya considerable carrera literaria.

Porque el que fuera vocalista de la banda Modo Bélica debutaba en la narrativa con las novelas ‘Un mundo sin cuentos’ (1999) y ‘Cuando las luces de la ciudad se apaguen’ (2005), a las que seguía su primer libro de poemas (‘El arte de derribar aviones’, 2013) para regresar el año pasado a los territorios de la narrativa con ‘La extravagancia’ (2016), que a principios de este 2017 enfilaba su segunda edición.

Detonaciones que van formando una explosión en cadena. Eso sí, muy controlada.

Fotos

Vídeos