Antonio Fontana: «Mi novela es un perrito asesino que muerde»

Antonio Fontana: «Mi novela es un perrito asesino que muerde»

El escritor presenta junto a Antonio Soler la obra ganadora del Premio Málaga 'Sol Poniente'

Francisco Griñán
FRANCISCO GRIÑÁNMálaga

Los dos escritores se han sentado a hablar. De un lado, el malagueño Antonio Fontana, ganador del Premio Málaga de Novela con 'Sol Poniente', y de otro, Antonio Soler, jurado que concedió el galardón a finales del pasado año. Con el libro premiado junto a ellos y que hoy sale a la venta, el autor premiado ha hecho su particular clasificación literaria. A su juicio están los "libros cornisa" que te caen en la cabeza y te mandan al hospital, los "libros meteorito" que te cogen a traición y te destrozan, los "libros tiburón blanco" que los ves venir y te trituran, y los "libros perrito" que, cuando menos te los esperas, te dan un bocado y te arrancan un dedo. "Mi novela es un libro perrito asesino que muerde", ha asegurado Fontana sobre su relato, una historia familiar y aparentemente "amable" que deja al lector descuidado para después dejarle marca.

Ambientada en Málaga en un territorio que se intuye como El Perchel, la novela narra la historia de un joven, las tardes con su abuela y el nacimiento de su hermano Curro, cuya enfermedad afecta al protagonista y todos los parientes. "En la novela está una familia de seres normales que guardan secretos y en la que se está presente el mundo de la infancia, el descubrimiento de la sexualidad, la violencia soterrada y la enfermedad", ha señalado Soler en el acto de presentación del libro, que contado con la presencia del alcalde de Málaga, Francisco De la Torre; la directora de la Fundación José Manuel Lara, Ana Gavín, y la concejala de Cultura, Gemma del Corral.

Antonio Fontana ha mencionado su orgullo por la palabra 'Málaga' en la portada del libro, que no solo está presente en el título del premio sino también en la atmósfera literaria de 'Sol Poniente', que ha calificado como un "albúm de fotos" en las imágenes están desordenadas para llevar al lector del pasado al presente en la narración. "Lo que me gusta de la memoria es su desorden, sus fogonazos, porque la memoria es la mejor escritora de ficción", ha explicado el autor malagueño que ha añadido que la memoria es "una empresa de reformas que reconstruye los recuerdos".

Antonio Fontana juega con el lector, al que no solo quiere morder. "Entiendo que se confunda la voz del narrador con la de el autor y me encanta que piensen que mi vida está en el libro", ha explicado el también escritor de 'El perdón de los pecados' y 'Hotel Parisien', que ha buceado en su autobiografía para mostrar el ambiente y las calles de su infancia. Incluso, el personaje de la abuela tiene su referente en su propia familia, aunque ha aclarado que esta ficción "no es mi vida".

Precisamente, el peso de la memoria en 'Sol poniente' lo ha puesto sobre la mesa el narrador Antonio Soler, que ha señalado que "los escritores tenemos un pie en el pasado como fuente de reflexión". El miembro del jurado ha asegurado que Fontana ha compuesto un relato en el que destaca la "belleza del lenguaje y su honestidad", a la vez que ha calificado al autor como un especialista en "novelas de miedo" ya que "demuestra que el infierno existe y él lo conoce".

Tomando la clasificación literaria del propio Antonio Fontana, Soler ha afirmado que algunas de las novelas anteriores del ganador del Premio Málaga "se parecían a los tiburones", mientras que en 'Sol poniente' hay "mayor amabilidad, más humor, una alegría vital y una aceptación de la condición humana". Aunque no hay que fiarse de esta "novela perrito", porque cuando uno la acaricia, muerde.

Contenido Patrocinado

Fotos

Vídeos